5 de marzo de 2020

Proponen nueva física tras la rara desintegración de una partícula

Proponen nueva física tras la rara desintegración de una partícula
Proponen nueva física tras la rara desintegración de una partícula - FLORIDA STATE UNIVERSITY

MADRID, 5 Mar. (EUROPA PRESS) -

Físicos de la Universidad Estatal de Florida (FSU) creen que tienen una respuesta a incidentes inusuales de descomposición rara de una partícula subatómica llamada Kaon.

Tales anomalías fueron reportadas el año pasado por científicos en el experimento KOTO en el Complejo de Investigación del Acelerador de Protones de Japón.

El Profesor Asociado de Física de la FSU, Takemichi Okui, y el Profesor Asistente de Física, Kohsaku Tobioka, publicaron un nuevo artículo en la revista Physical Review Letters que propone que esta descomposición es en realidad una nueva partícula de corta duración que ha evitado la detección en experimentos similares.

"Esta es una desintegración muy rara", dijo Okui. "Es tan rara que no deberían haber visto ninguna. Pero si esto es correcto, ¿cómo lo explicamos? Creemos que esta es una posibilidad".

Los Kaones son partículas hechas de un quark y un antiquark. Los investigadores estudian cómo funcionan, lo que incluye su descomposición, como una forma de comprender mejor cómo funciona el mundo. Pero el año pasado, los investigadores en el experimento KOTO reportaron cuatro instancias de una descomposición rara particular que debería haber sido demasiado rara para ser detectada.

Esta observación viola el modelo estándar de física que explica las fuerzas fundamentales básicas del universo y clasifica todas las partículas elementales conocidas.

ALGO COMPLETAMENTE DESCONOCIDO

Según sus cálculos, podría haber dos posibilidades para nuevas partículas. En un escenario, sugieren que el Kaon podría descomponerse en un pión, una partícula subatómica con una masa aproximadamente 270 veces mayor que la de un electrón, y algún tipo de partícula invisible. O bien, los investigadores en el experimento KOTO podrían haber sido testigos de la producción y la descomposición de algo completamente desconocido para los físicos.

Los investigadores en Japón están llevando a cabo una ejecución especial de datos para confirmar si las observaciones anteriores fueron detecciones reales de nuevas partículas o simplemente ruido.

"Si se confirma, es muy emocionante porque es completamente inesperado", dijo Tobioka. "Podría ser ruido, pero podría no serlo. En este caso, la expectativa de ruido es muy baja, por lo que incluso un evento u observación es muy llamativo. Y en este caso hubo cuatro".