Google recuerda a Mestre Bimba, el brasileño que legitimó la capoeira

  • Google recuerda a Mestre Bimba, el brasileño que legitimó la capoeira
< 23 de noviembre de 2018 GOOGLE

   BRASILIA, 23 Nov. (Notimérica) -

   La capoeira, una mezcla de artes marciales, acrobacias, danza y música, se ha practicado en Brasil durante cientos de años. Gracias a la labor de Manuel dos Reis Machado, conocido como Mestre Bimba, el hombre y maestro que legitimó la capoeira y fundó la primera escuela del mundo para promover este estilo de artes marciales afro-brasileñas.

   Mestre Bimba, a quien Google dedica este viernes su 'doodle', nació en Salvador, la capital de Bahía, en este día de 1899. Fue el menor de los 25 hijos de un campeón de batuque, otro juego de lucha brasileño. Sus padres lo llamaron Manuel dos Reis Machado, pero todos lo llamaban Bimba. Trabajó en varios empleos ocasionales (estibador, carpintero y minero del carbón) antes de dedicar su vida a su verdadera pasión por la capoeira.

   Desarrollado por los antiguos esclavos, la capoeira fue ilegalizada por el gobierno brasileño durante muchos años. "En aquellos días, cuando se hablaba de capoeira, era en susurros", recordó Bimba. "Los que aprendieron capoeira solo pensaron en convertirse en criminales", recuerda Google.

google

   Como el estudio de las artes marciales estaba prohibido por ley, se agregó música para disfrazar las poderosas técnicas de lucha como movimientos de baile. Desarrollando su propio estilo, conocido como capoeira regional, Mestre Bimba instituyó un estricto conjunto de reglas y un código de vestimenta. En 1928 fue invitado a demostrar su estilo de capoeira para Getulio Vargas, entonces presidente de Brasil.

   El mandatario quedó tan impresionado que le dio a Mestre Bimba el visto bueno para abrir la primera escuela de capoeira en su ciudad natal de Salvador, lo que le da a este arte marcial único un nuevo sentido de legitimidad.

   En 2014, la UNESCO reconoció a la capoeira como Patrimonio Cultural Inmaterial de la Humanidad, lo que la calificó como una de las manifestaciones populares más expresivas de la cultura brasileña.

Contador