19 de julio de 2006

España/Uruguay.- Pablo García, sobre su futuro: "No se qué puede pasar, es el entrenador el que luego decidirá"

IRDNING (AUSTRIA), 19 Jul. (EUROPA PRESS) -

El defensa uruguayo del Real Madrid, Pablo García, reiteró su deseo de permanecer en el club blanco, tras los rumores que lo colocan como uno de los descartes de Fabio Capello, aunque reconoció que será el técnico madridista quien "decidirá".

Pablo García podría abandonar la disciplina blanca un año después de haber llegado al conjunto madrileño procedente del Osasuna. "Mi deseo es entrenar día a día a muerte y prepararme bien físicamente, es en lo único que pienso, no se qué puede pasar, es el entrenador el que luego decidirá", apuntó.

El centrocampista charrúa admitió, no obstante, que su ilusión es la de permanecer en el Real Madrid. "Todo el mundo quiere quedarse aquí. Este es el mejor equipo del mundo y quiero quedarme aquí, por ello trabajo mucho, pero tengo claro, que tanto si me tengo que ir como quedar, que sea estando en la mejor forma física y preparado. Trato de mejorar día a día", indicó.

De quedarse finalmente a las órdenes de Capello, García considera que el equipo ganará mucho bajo la tutela del técnico italiano. "Viendo como juegan los equipos de Capello, a este Madrid no le faltará garra y corazón", comentó el ex jugador 'rojillo'.

"Aquí lo importante es ganar títulos, el año pasado no salieron bien las cosas, y ahora estamos mentalizados para que las cosas cambien", añadió el mediocentro sobre las expectativas del Real para esta nueva temporada.

ENTRENAR COMO SE JUEGA.

Para Pablo García los entrenamientos deben ser el fiel reflejo del comportamiento que se espera del equipo en los partidos, por eso apuesta por dar lo máximo en cada sesión.

"Hay que entrenar siempre al máximo, tomándolo como si fuera un partido de Liga, así debe ser, los partidos son el reflejo de cómo se entrena. También influye que hay entrenador nuevo, somos conscientes de que todos nos estamos jugando el puesto, y queremos prepararnos al cien por cien. Serán veinte días entrenando al máximo y no hay excusas para luego no estar en forma a lo largo de la temporada. Se están haciendo bien las cosas", concluyó.