18 de junio de 2009

FUTBOL-Gremio avanza a semifinales Libertadores con empate 0-0

PORTO ALEGRE, Brasil (Reuters/EP) - El club de fútbol Gremio de Brasil clasificó el miércoles a las semifinales de la Copa Libertadores, al empatar como local 0-0 con el Caracas de Venezuela en el duelo de vuelta de los cuartos de final.

El equipo brasileño avanzó a la siguiente instancia gracias al empate 1-1 obtenido en casa de su rival. El tanto de visitante le dio la clasificación en un partido que dominó de principio a fin pero que casi se le complica sobre el final.

El conjunto de Porto Alegre espera ahora su rival en la semifinal, que se decidirá tras el choque de vuelta que protagonizarán los también brasileños Sao Paulo y Cruzeiro. En la ida, Cruzeiro venció como local 2-1.

Gremio controló la mayor parte del tiempo el balón en el partido disputado en el Estadio Olímpico de Porto Alegre, y fue el dueño de casi todas las opciones de abrir el marcador. La presión que ejerció en el propio terreno del Caracas le permitió recuperar rápido la pelota y aprovechar la subida del lateral Ruy.

Souza intentó abrir el marcador apenas iniciado el duelo con una media volea, pero le faltó fuerza. Más tarde fue el turno del delantero argentino Maxi López, quien con un cabezazo exigió al portero Renny Vega.

Caracas aguantó la arremetida y promediano el primer tiempo comenzó a hacer circular mejor la pelota y con más precisión. Franklin Lucena avisó de las intenciones de los visitantes con un disparo de media distancia que obligó al portero brasileño Marelo a enviar la pelota al tiro de esquina.

Mientras tanto, Gremio seguía llegando con asiduidad gracias a la conexión permanente entre Techo y Adilson, aunque fallaba en la puntada final.

En la jugada más clara de la primera parte, Maxi López rompió un fuera de juego a la última línea del Caracas y en un mano a mano su disparo fue contenido por Vega.

Los venezolanos mejoraron en la obstrucción de la circulación del balón por el trabajo sin pausa de los volantes de contención Luis Vera y Franklin Lucena, pero la ofensiva del Caracas prácticamente no existió.

En la etapa de complemento el monólogo de los ataques del equipo de Porto Alegre se mantuvo, pero la falta de efectividad de sus delanteros impidió romper con el marcador en blanco.

Además, la zaga del Caracas se comportó a la altura y evacuó todo intento de los locales. A ella se sumó el accionar del portero Vega, siempre bien ubicado.

En los diez minutos finales, Caracas se soltó un poco más a la ofensiva y tuvo dos claras ocasiones de eliminar a su encopetado rival.

Primero con un cabezazo solitario de Castellín, que se fue apenas desviado del arco defendido por Marcelo, a los 84 minutos. Y a dos minutos para el final, Gabriel Cichero recibió un balón solitario y tardó demasiado en disparar.