17 de abril de 2006

Fútbol/Mundial.- Ronaldinho: "Ronaldo merece un poco más respeto, será uno de los nombres en Alemania"

"Todos nuestros rivales tendrán una motivación extra, pero sólo me preocupa Brasil"

MADRID, 17 Abr. (EUROPA PRESS) -

El centrocampista brasileño Ronaldinho defendió hoy a su compatriota Ronaldo de las críticas recibidas, pidiendo "un poco más de respeto" para el madridista y opinó que no será fácil reeditar el título mundialista puesto que todos los equipos jugarán ante Brasil "con una motivación extra".

"Creo que en Alemania todos los encuentros serán difíciles, desde el primero hasta el último. Será duro clasificarse para los octavos de final, porque todos los rivales tendrán una motivación extra", declaró Ronaldinho en una entrevista concedida a la radio alemana 'Deutsche Welle' en su edición electrónica 'dw-word.de', que recoge Europa Press.

Además, el jugador del FC Barcelona apunta que tanto Croacia, Australia y Japón, las selecciones que están encuadradas en su grupo, deben ser tomadas "con seriedad" y que merecen "el respeto" por parte de Brasil y afirmó que no estaba "preocupado" sobre contra quien jugarán porque el "principal objetivo es alcanzar la final y ganarla". "Estoy concentrado en nuestro propio equipo", añadió.

El azulgrana tampoco quiere personificar quien será la estrella brasileña del Mundial. "Será el Mundial de Brasil. No pienso en mí ni en hacerlo mejor o peor. Sólo quiero dar lo mejor para que seamos campeones del mundo", detalló.

Sin embargo, entre esos jugadores, alabó la figura del madridista Ronaldo. "Un jugador de su nivel, que cumple con su papel cada fin de semana, merece más respeto y un poco más de tranquilidad. Pero todas esas críticas son buenas para los brasileños porque nos da más motivación para el Mundial y será uno de los grandes nombres este verano", subrayó.

Ronaldinho señala que otra de las claves en Alemania será "la motivación". "Los que ganamos en 2002 ya sabemos lo bueno que es hacerse con un Mundial y estamos muy motivados, y los que no, han escuchado lo grande que es conseguirlo. Estos dos grupos van juntos y se mezcla la experiencia con la de los jugadores jóvenes, esa es la principal diferencia respecto a 2002", opinó.

Además, el 'Balón de Oro' trató otros temas como el problema del racismo y su relación con los aficionados. Del primero, sufrido por su compañero Eto'o, el brasileño insistió en que la gente debían ir al estadio "a pasarlo bien, apoyar a su club y volver a casa felices", y del segundo destacó que cuando juega al fútbol su familia son "100.000 espectadores". "No hay nada mejor que sentirse querido por tanta gente y hacerles felices cada partido", sentenció.