12 de septiembre de 2019

Fútbol.- Quico Catalán dice no recordar la llamada de Tebas alertando del amaño: "Mi proceder hubiera sido diferente"

El padre de Ander Herrera, entonces secretario técnico, niega haber negociado "ninguna prima"

Fútbol.- Quico Catalán dice no recordar la llamada de Tebas alertando del amaño: "Mi proceder hubiera sido diferente"
Fútbol.- Quico Catalán dice no recordar la llamada de Tebas alertando del amaño:LEVANTE UD - ARCHIVO

VALENCIA, 12 Sep. (EUROPA PRESS) -

El presidente del Levante UD, Quico Catalán, ha lamentado "contradecir" al actual máximo dirigente de LaLiga, Javier Tebas, porque no recuerda haber recibido una llamada de este en la que supuestamente le alertaba del posible amaño del partido que enfrentó al equipo valenciano y al Real Zaragoza en la última jornada de 2011 y cuya victoria sirvió al club maño para mantenerse en Primera División.

De hecho, ha asegurado que si hubiera tenido conocimiento de esto su "forma de proceder" hubiera sido "diferente": "Viví el partido con total normalidad", ha apuntado.

Así lo ha manifestado Catalán, que ha comparecido como testigo en este proceso en el que se juzga el presunto amaño del partido disputado en 2011 entre el Zaragoza y el Levante. Con la victoria en este encuentro, el equipo aragonés logró evitar el descenso de categoría y fue el Deportivo de La Coruña el club que bajó a Segunda División.

También estaba citado el consejero delegado del Villarreal, Fernando Roig Nogueroles, que no ha podido acudir y tendrá que comparecer la próxima semana, cuando estaba previsto que lo hiciera el expresidente del Deportivo de La Coruña Augusto César Lendoiro, que probablemente no pueda hacerlo por motivos de salud.

Antes de Catalán, ha sido el turno de Javier Tebas, que se ha ratificado en su denuncia y, entre otros asuntos, a preguntas del fiscal Anticorrupción Pablo Ponce, ha explicado que Lendoiro le llamó y le dijo que el actual entrenador del Valladolid, Sergio González, que pertenecía al Levante en la temporada del partido investigado, le había contado que dicho encuentro "estaba amañado".

Esta llamada se produjo de forma previa al partido. Tebas ha indicado que, tras hablar con Lendoiro, llamó inmediatamente al presidente del equipo valenciano, Quico Catalán, y este le aseguró que sus jugadores le habían dicho que "no había nada".

El dirigente del club granota ha indicado que el único problema que tuvo con el Zaragoza es que no pagaban las entradas que habían pedido en el estadio Ciutat de València para su afición en aquel encuentro y que amenazaron con invalidarlas, aunque finalmente "procedieron al pago de la totalidad de las entradas".

Sin embargo, ha asegurado que no recuerda haber tenido la conversación relatada por Tebas y ha defendido: "Mi forma de proceder hubiera sido diferente. Viví el partido con total normalidad. Como mínimo hubiera tenido una reunión con la plantilla y con los capitanes".

Así, ha subrayado que antes del partido "no sabía nada de ningún amaño" y "tiempo después", cuando se enteró de que este partido estaba bajo sospecha, preguntó a los futbolistas del Levante. "La respuesta de todos es la misma, que no pasó absolutamente nada", ha aseverado. Además, durante el interrogatorio ha explicado que únicamente se estipuló con los jugadores una prima por conseguir la permanencia. "Como se suele hacer", ha agregado.

Cuestionado por el partido en sí, en el que el Levante registró sus peores registros ofensivos y defensivos de la temporada, Catalán ha señalado: "Los jugadores (del Levante) pasaron muchísima presión, estábamos en concurso, y consiguieron salvarse en el partido anterior. Saltaron dos equipos al campo, uno se jugaba la vida y otro ya había conseguido su objetivo unos días antes. Yo entiendo que ahí puede haber mayor ímpetu por parte de un equipo".

"ANDER HERRERA DEVOLVIÓ 90.000 EUROS"

Tras el presidente del Levante, ha sido el turno del entonces secretario técnico del Zaragoza, Pedro Miguel Herrera, --padre del ex también del Zaragoza y actual jugador del PSG, Ander Herrera--, quien en calidad de testigo ha asegurado que no tuvo conocimiento de ningún amaño ni ninguna prima a los jugadores del equipo rival.

Además, ha coincidido con el testimonio de su hijo y de otros futbolistas del Zaragoza en cuanto a que recibieron dos transferencias del club, de 50.000 y 40.000 euros, y la mayoría de ellos devolvieron el dinero. "Mi hijo me dijo que le habían ingresado 90.000 euros por error y que los había devuelto", ha declarado.