8 de enero de 2012

México captura a futbolista sospechoso de secuestro

MEXICO DF (Reuters) - La policía mexicana capturó a un ex arquero de la selección nacional de fútbol, sospechoso de pertenecer a una banda de secuestradores, un nueva e inédita señal de la propagación del problema de inseguridad en la segunda mayor economía de América Latina.

Una fuente cercana a autoridades judiciales del estado norteño de Nuevo León dijo a Reuters que se prevé presentar públicamente al ex portero Omar "El Gato" Ortiz, junto a otros sujetos vinculados al crimen organizado.

En condición de anonimato, el funcionario confirmó que el ex jugador, de 35 años, es investigado por el delito de secuestro.

"No tengo palabras", dijo George W. Grayson, experto en México del College of William & Mary, en Virginia, Estados Unidos. "Supongo que este es un indicativo de la posible ubicuidad del crimen organizado", agregó.

El Gobierno del conservador Felipe Calderón ha fundado su reputación en una lucha frontal contra el los poderosos cárteles mexicanos de la droga, muchos de los cuales han ramificado su accionar a actividades criminales como el robo, la extorsión y el secuestro.

Las sospechas de que los cárteles de la droga corrompen a las autoridades y a los políticos mexicanos son largamente conocidas y el Partido Acción Nacional (PAN) de Calderón ha señalado al principal partido opositor, el Partido Revolucionario Institucional (PRI), como propenso a ceder al poder del crimen organizado.

Más de 46,000 personas han muerto desde que Calderón lanzó una ofensiva militar contra el crimen organizado a fines del 2006.

Hasta ahora, los casos que prueben una vinculación del crimen organizado con artistas o estrellas del deporte han sido raros.

Mientras tanto, la guerra contra el narcotráfico es uno de los temas dominantes de la agenda en la carrera hacia las próximas elecciones presidenciales de julio.

Ortiz, de 35 años, había permanecido desaparecido por varios días, generando especulaciones en la prensa de que podría haber sido raptado.

El ex portero, que debutó en 1997, integró los clubes Monterrey, Necaxa, Celaya y Jaguares de la liga profesional y fue convocado en tres ocasiones a la selección nacional de México, con la que jugó un partido contra Honduras en el marco de la Copa de Oro 2002.

En el 2010, Ortiz fue sancionado con dos años de suspensión por salir positivo en un examen antidopaje durante la Copa Libertadores que jugó con Monterrey, castigo que terminaría en abril.