17 de agosto de 2007

Mundial sub-17.- Brasil busca su cuarto entorchado en una cita que sólo ganaron siete selecciones

Cuatro partidos, entre ellos Corea-Perú y Brasil-Nueva Zelanda, abren mañana la competición

SEÚL, 17 Ago. (EUROPA PRESS) -

La selección de Brasil, vigente campeona del Sudamericano sub-17, parte como gran favorita en el Mundial de la categoría, que se disputa desde mañana al 9 de septiembre en Corea del Sur, y en el que participan 24 selecciones de los cinco continentes.

Brasil ha ganado tres de las once ediciones que se han disputado hasta el momento, mientras que las africanas Ghana y Nigeria acumulan cada una dos títulos, y Francia, Arabia Saudí, la antigua URSS y México se reparten el resto.

México, vigente campeona, tras ganar la cita de Perú 2005, donde derrotó precisamente a Brasil en la final, no tendrá opción de revalidar su título, ya que no consiguió la clasificación para esta cita, quedando apeada en su torneo de clasificación.

La historia de la competición comenzó con la edición de China en 1985, ganada por Nigeria y con la denominación de sub-16. Posteriormente, cambió la edad de los jugadores y aumentó el número de participantes de 16 a 24.

A diferencia de lo que sucede con los torneos mayores, donde ningún equipo que no sea europeo o sudamericano ha ganado el Mundial o el sub-20, en este caso existe una gran variedad de campeones y un gran dominio africano.

A su título de 1985, Nigeria, vigente campeona de su continente en la categoría, que se medirá a Francia, Japón y Haití en la primera fase, suma el de 1993, donde derrotó a Ghana, que, por su parte, ganó en 1991 (en la final contra España) y 1995. Sus rivales en esta ocasión serán de entidad: Alemania, Colombia, subcampeona del sudamericano, y Trinidad y Tobago.

Por su parte, Brasil no estrenó su palmarés hasta 1997, después de perder la final dos años antes frente a Ghana, y revalidó su título en 1999, además de ganarlo en 2003 ante España y perder la última final.

ESPAÑA Y ARGENTINA, DUELO DE TITANES.

En el palmarés, destaca la ausencia de Argentina, que ni siquiera ha logrado alcanzar ninguna final. En esta ocasión su estreno llegará el domingo ante Siria, en un grupo que comparte con España, que ha participado en seis de las once ediciones, perdiendo las dos finales que jugó, en 1991, en su debut en la competición, ante Ghana, y en Finlandia 2003 ante Brasil.

Togo y Túnez completan la participación africana, mientras que Colombia y Perú representarán también a Sudamérica y Bélgica, Francia e Inglaterra, semifinalistas y subcampeona de Europa, respectivamente tratarán de traer el título de nuevo al 'Viejo Continente', algo que lograron los galos en 2001.

A todos estos nombres habría que añadir posibles sorpresas que siempre se producen en esta competición. Y es que los representantes asiáticos también han roto pronósticos, alcanzando varias semifinales, mientras que Australia perdió la final de 1999 en los penaltis ante la 'canarinha'. Además, las selecciones de Norte y Centroamérica, también querrán dejar su huella en Asia.

Las 24 selecciones, divididas en seis grupos, jugarán la primera fase de 36 partidos hasta el 26 de agosto. Los primeros serán mañana, día en que debutan los grupos A, con la anfitriona midiéndose a Perú y Costa Rica ante Togo, y B, con los duelos entre la RDP de Corea e Inglaterra, y Brasil y Nueva Zelanda.

Los dos primeros de cada grupo y los cuatro mejores terceros jugarán los octavos de final los días 29 y 30 de agosto, quedando los cuartos para el 1 y 2 de septiembre, las semifinales para el 5 y 6, mientras que el día 9 se jugarán el partido por el tercer puesto y la final en Seúl.