27 de diciembre de 2018

La portería del Camp Nou en la que Messi falla más penaltis se asienta sobre pizarras, calizas y rocas duras

La portería del Camp Nou en la que Messi falla más penaltis se asienta sobre pizarras, calizas y rocas duras
EUROPA PRESS - ARCHIVO

MADRID, 27 Dic. (EUROPA PRESS) -

El 'Gol Norte' del Camp Nou, la portería en la que Messi falla más penaltis, se asienta sobre pizarras, calizas y rocas duras, mientras que el 'Gol Sur', donde obtiene mejores estadísticas, presenta terrenos arcillosos.

Así lo pone de manifiesto el Ilustre Colegio Oficial de Geólogos en un artículo publicado en la revista 'Tierra & Tecnología', en el que analiza los terrenos sobre los que se asienta el estadio del Fútbol Club Barcelona.

"A Messi le sienta bien jugar sobre sustratos arcillosos", bromea el geólogo especialista en geotécnica, vocal del Colegio de Geólogos de Cataluña y autor del estudio, Albert Ventayol, quien destaca que hasta 2015 Messi falló diez penaltis en el 'Gol Norte' del Camp Nou mientras que solo uno de los que tiró en el 'Gol Sur' fue errado.

El geólogo sugiere, "con sentido del humor", que una posible respuesta esté en las peculiaridades del terreno sobre el que se asienta el estadio blaugrana.

"El 'Gol Norte' se asienta sobre pizarras, calizas y otras rocas duras de la edad paleozoica, recubiertas por sedimentos cuaternarios, mientras que en el 'Gol Sur' el sustrato es precuaternario y está formado por arcillas azuladas mucho más recientes", explica el experto.

Esta información se recopiló en los trabajos de ampliación del Espai Barça, donde se realizaron más de 60 sondeos y estudios geofísicos y geotécnicos sobre la geología del Camp Nou. "La pesadilla de Messi es el sustrato profundo paleozoico. A Messi le sienta mejor jugar sobre terrenos arcillosos", ha dicho Ventayol.

El Camp Nou, construido entre 1955 y 1957, se emplaza en la zona de influencia de la Riera Blanca, una histórica riera que nace en la vertiente marítima de la sierra de Collserola y desemboca en el delta del Llobregat. Se trata, según el experto, de una zona de "gran complejidad geológica" dentro de la ciudad de Barcelona.

La antigua vaguada se rellenó con tierras para disponer de una superficie llana. Por debajo de estos terrenos se combinan arcillas rojizas, duras y de poco espesor, junto con arcillas azuladas de importante espesor en la zona del Gol Sur. "Hasta el subsuelo del Camp Nou es blaugrana", apunta el geólogo.

La investigación geológica para la ampliación del estadio se llevó a cabo en plena temporada de Liga. "El día anterior al partido había que dejarlo todo limpio y retirar las máquinas fuera del recinto. Lo único que teníamos prohibido era pisar el césped", concluye Ventayol.