Sánchez asistirá al partido de River-Boca en el Bernabéu al que también se espera que acuda Macri

Sánchez asistirá al partido de River-Boca en el Bernabéu al que también se espera que acuda Macri
7 de diciembre de 2018 MONCLOA

MADRID, 7 Dic. (EUROPA PRESS/Notimérica) -

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, tiene previsto asistir este domingo a la final de la Copa Libertadores entre River Plate y Boca Juniors que se juega en el estadio Santiago Bernabéu, según ha confirmado Moncloa. Las autoridades han desplegado un amplio dispositivo de seguridad para un encuentro en el que, aunque no hay confirmación oficial, se espera que también cuente con la presencia del presidente de Argentina, Mauricio Macri.

Este viernes por la mañana, el delegado del Gobierno de Madrid, José Manuel Rodríguez Uribes, ya había confirmado la presencia del presidente español, Pedro Sánchez, aunque ha comentado que todavía no podía hacer lo mismo la del mandatario argentino, aunque todo apunta a que sí estará en el palco del Santiago Bernabéu.

Casi 4.000 efectivos de todo tipo participarán en el dispositivo de seguridad de partido de fútbol de la final de la Copa Libertadores, uno de los mayores operativos policiales de este tipo de la historia. Se movilizarán 2.054 policías nacionales, la mitad llegados de fuera de la región, 150 policías municipales para tareas de seguridad, 1.700 vigilantes de seguridad del Real Madrid y 70 efectivos de Samur y 80 de Cruz Roja, así como personal de Protección Civil y de la Federación Española de Fútbol, entre otros.

Los detalles los ha dado el delegado del Gobierno en una comparecencia multitudinaria junto con el comisario general de Seguridad Ciudadana, Juan Carlos Castro Estévez, y el jefe superior de Policía de Madrid, Jorge Manuel Martí.

Los aficionados del Boca Juniors celebrarían el domingo por la noche la victoria de su equipo en la plaza de Colón mientras que los del River Plate lo harían en la Puerta del Sol, un lugar en el que el tránsito de personas es muy elevado este puente navideño.

La mayoría de los aficionados procedentes de Argentina, unos 6.000 según las últimas informaciones, llegarán a Madrid por vía aérea. El resto de las entradas, unas 40.000 llegarán de Madrid, así como del resto de España y Europa.

De los aficionados argentinos, hay entre 200 y 300 del Boca y otros tantos del River que la Policía considera peligrosos. De hecho, al menos uno de ellos ha sido deportado a su país a la llegada a España por tener un homicidio entre sus antecedentes penales.

Debido a la gran expectación y a la afluencia de público, la Delegación del Gobierno recomienda a los aficionados con entrada acudir con suficiente antelación para evitar aglomeraciones. El estadio abrirá sus puertas a las 17.30 horas, tres horas antes del comienzo del partido.

Contador