22 de noviembre de 2008

APEC.- Los líderes del APEC destacan la importancia del libre comercio para superar la crisis

LIMA, 22 Nov. (Reuters/EP) -

Los jefes de Estado y de Gobierno de los países miembros del Foro de Cooperación Económica Asia-Pacífico (APEC), manifestaron hoy su apoyo al libre comercio a nivel mundial y a la reforma de las instituciones financieras internacionales como fórmula para evitar una recesión aún más profunda.

En la declaración suscrita por líderes como el estadounidense George W. Bush, el chino Hu Jintao, el japonés Taro Aso y los otros 18 dirigentes, éstos se comprometen a no levantar barreras a la inversión o al comercio en los próximos doce meses. Además, mostraron su apoyo a la reforma del Fondo Monetario Internacional y el Banco Mundial.

"La actual situación subraya la importancia de las reformas del sector financiero actualmente en marcha", destaca la declaración hecha pública tras la primera jornada de la cumbre, celebrada en Lima, la capital peruana.

En su último viaje al extranjero previsto durante lo que le queda de mandato, el presidente Bush manifestó de nuevo junto a los otros miembros de la APEC su rechazo al proteccionismo. Los líderes asiáticos, americanos y de Oceanía se comprometieron a devolver la confianza a la economía y a impulsar una mejor gobernanza de las empresas a través de regulación.

También mostraron su apoyo a la regulación de los criterios de riesgos de gestión y respaldaron las conclusiones surgidas de la cumbre de líderes del G-20 celebrada en Washington.

RESPONSABILIDAD DE EEUU

El primer ministro canadiense, Stephen Harper, y el presidente mexicano, Felipe Calderón, señalaron directamente a Estados Unidos como causante de la crisis y pidieron una mejor regulación del sector bancario.

"Nuestro vecino y principal socio comercial es el epicentro del terremoto financiero y de la desaceleración global", afirmó Harper ante un grupo de empresarios antes de participar en la reunión de líderes del APEC

Calderón, por su parte, señaló que se ha permitido que los problemas estructurales de la economía global se enconen hasta que han quedado fuera de control. "No fue responsabilidad de los países en desarrollo", destacó.