7 de julio de 2009

Banco Central argentino mantiene estable al peso mayorista

BUENOS AIRES (Reuters/EP) - El peso argentino cotizaba equilibrado el martes por los controles de liquidez que impone el Banco Central, en su política cambiaria de evitar fluctuaciones bruscas en la moneda.

La autoridad monetaria puso a la venta órdenes de dólares a primera hora en el mercado electrónico, a modo de señal frente a una persistente tendencia compradora de inversores privados que buscan coberturas financieras.

Los operadores coinciden en que el Banco Central avala la suave caída del peso, en medio de una creciente demanda de pequeños ahorristas tras la derrota electoral legislativa que sufrió el Gobierno de la presidenta Cristina Fernández el 28 de junio.

El peso mayorista continuaba en 3,8025/3,805 por dólar superado el mediodía de Buenos Aires (1515 GMT), mientras que en la plaza informal permanecía a 3,825/3,83 unidades.

Las habituales ventas de dólares del Banco Central se hacen con las reservas, las que rondan los 45.958 millones de dólares.

De acuerdo al último reporte cambiaria de la entidad, sólo en junio y sin considerar los últimos dos días hábiles, el banco se desprendió de 807 millones de dólares para frenar la caída del peso.

El saldo del 2009 arroja un negativo de 1.492 millones de dólares.

El peso minorista también se mantenía en niveles de 3,79/3,82 por dólar, según el promedio de pizarras en bancos y casas de cambios.