1 de julio de 2019

¿En qué beneficiará a los países de Iberoamérica el acuerdo comercial entre Mercosur y la UE?

¿En qué beneficiará a los países de Iberoamérica el acuerdo comercial entre Mercosur y la UE?
Mercosur y UETWITTER

MADRID, 1 Jul. (Notimérica) -

El Mercado Común del Sur (Mercosur) y la Unión Europea (UE) firmaron el pasado viernes un acuerdo de libre comercio después de 20 años de negociaciones.

"El nuevo marco comercial, parte de un Acuerdo de Asociación más amplio entre las dos regiones, consolidará una asociación política y económica estratégica y creará oportunidades significativas para el crecimiento sostenible en ambos lados", señala un comunicado de prensa de la UE.

Ambos bloques firmaron un tratado comercial que liberaliza un mercado de 780 millones de consumidores. Se trata del mayor pacto jamás firmado por la UE.

Los líderes comunitarios y de Mercosur (Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay), algunos entre lágrimas, aplaudieron la culminación de unas negociaciones que comenzaron en Buenos Aires en el año 2000 para eliminar aranceles, restricciones y regulaciones entre ambos bloques.

Este acuerdo abrirá a las compañías europeas un mercado de 240 millones de consumidores, el 80% del Producto Interior Bruto (PIB) de Latinoamérica, y ahorrarán más de 4.000 millones de dólares en aranceles.

La UE es el principal socio comercial del Mercosur, con unas exportaciones de bienes al bloque sudamericano de 45.000 millones de euros (unos 50.000 millones de dólares) en 2008 y de servicios de 23.000 millones de euros (26.000 millones de dólares) en 2017.

Además, el bloque europeo es el mayor inversor extranjero en ese mercado iberoamericano, con un capital de 381.000 millones de euros (430.000 millones de dólares), mientras que las inversiones del Mercosur en la UE ascendieron a 52.000 millones de euros (59.000 millones de dólares) en 2017.

El acuerdo de asociación UE-Mercosur es el mayor acuerdo de asociación de región a región, que cubrirá una población de 780 millones de consumidores. Además, abrirá nuevas oportunidades para las empresas europeas que participan en licitaciones públicas.

Este pacto impulsará la exportación de productos industriales europeos al eliminar los aranceles a los vehículos, los componentes de automóviles, la maquinaria, los químicos, los productos farmacéuticos, los textiles y calzado o los tejidos de punto. En 2018, la UE exportó cerca de 6,1 millones de vehículos, lo que representó un superávit comercial de 84.400 millones de euros (95.000 millones de dólares).

Por su parte, el sector agroalimentario de la UE se beneficiará de la reducción de los elevados aranceles del Mercosur sobre chocolates y confitería (20%), vinos (27%), licores (20% a 35%) y refrescos (20% a 35%).

También proporcionará acceso sin aranceles y sujeto a cuotas a productos lácteos de la UE (actualmente con un arancel del 28%), especialmente los quesos.

Asimismo, los países del Mercosur también aplicarán garantías legales para proteger 357 indicaciones geográficas europeas como el jamón de Jabugo español.

El acuerdo también eliminará burocracia en las aduanas y limitará las tasas de exportación por parte de los países del Mercosur. Ambas partes, además, se comprometen a acometer los más altos niveles laborales y medioambientales, con acuerdos como el de París.

Sin embargo, esta firma no garantiza la vía libre para su aplicación. Como el pacto con Canadá, necesitará luz verde de parte de las instituciones comunitarias, y no todos los países están conformes.

Contador

Lo más leído