30 de marzo de 2007

Bolivia.- El Senado aprueba los 44 contratos con las 12 petroleras extranjeras, pendientes de revisión del Congreso

LA PAZ, 30 Mar. (EUROPA PRESS) -

El Senado boliviano aprobó esta madrugada la Ley de Modificaciones -conocida como 'ley corta'- que establece las correcciones de los 44 contratos petroleros firmados por Yacimientos Petrolíferos Fiscales Bolivianos (YPFB) con 12 empresas extranjeras, entre las que se encuentra la hispano-argentina Repsol YPF.

Ahora, los 'petrocontratos' serán devueltos al pleno de la Cámara de Diputados para su revisión y, posteriormente, serán enviados a la Notaría de Gobierno para su ratificación oficial y entrada en vigor.

Los senadores cumplieron con la medida a tan sólo 24 horas de vencerse el plazo para la aprobación de las enmiendas que el Gobierno de Evo Morales tuvo que hacer a todos los documentos por presentar omisiones y errores de redacción y transcripción.

No obstante, los senadores aclararon que siete de los convenios serán discutidos el próximo martes en una sesión por tratarse de contratos en el área de exploración. La Comisión Multipartidaria explicó a los medios locales que "no cabe al Congreso aprobar" este tipo de documentos "pues no se sabe si esas exploraciones serán productivas y generarán rentabilidad".

Ante esta situación, el ministro de Hidrocarburos, Carlos Villegas, y los asesores de YPFB determinaron que era posible lograr su aprobación con la inclusión de anexos. Los legisladores aceptaron la propuesta, pues aseguran que de esta manera existe "seguridad" para que sean "respetados" por el Estado boliviano.

Finalmente, los legilsladores del partido opositor Podemos y del Movimiento al Socialismo (MAS) definieron desglosar la 'ley corta' en 44 normas, una por convenio. También acordaron devolver al presidente Morales los contratos en la fase de exploración con la autorización para proceder a su oficialización, y solicitaron renegociar la renta petrolera porque la anterior estaba basada en "supuestos".

Por otro lado, el Senado exige a YPFB que trimestralmente envíe un informe sobre la situación de los costos recuperables que deben ser pagados a las petroleras y la distribución de las regalías.

No obstante, uno de los temas que quedó pendiente fue el convenio de exploración suscrito con Petrobras, devuelto por la empresa brasileña y, pese a que también fue aprobado junto con los 43 convenios restantes, falta aún que paguen la patente por exploración en suelo boliviano. Una vez que se legalice este documento deberá ser devuelto al Senado para que YPFB defina su futuro.