22 de abril de 2016

La brasileña Odebrecht pone en venta un proyecto de gas en Perú en medio del escándalo

La brasileña Odebrecht pone en venta un proyecto de gas en Perú en medio del escándalo
REUTERS

LIMA, 22 Abr. (Reuters/Notimérica) -

   La firma Odebrecht, envuelta en la mayor investigación de corrupción en Brasil, ha puesto en venta el 55 por ciento que posee del proyecto de construcción de un gasoducto en Perú que considera una inversión de al menos 5.000 millones de dólares.

   David San Frutos, gerente general del consorcio Gasoducto Sur Peruano, dijo a Reuters que la española Enagás ha mostrado interés de adquirir una pequeña parte de ese paquete en venta, para elevar a un 31 por ciento desde el 25 por ciento su participación.

   El otro socio del proyecto es la peruana Graña y Montero  con un 20 por ciento. Enagás y Graña y Montero tomaron el control de la gestión del proyecto gasífero en marzo, para distanciarse del escándalo de Odebrecht.

   "Enagás ha manifestado su interés de comprar el 6 por ciento de las acciones que Odebrecht Latinvest ha puesto en venta", dijo San Frutos.

   "Y el otro 49 por ciento será adquirido por otra u otras empresas que cuenten con la aceptación de los socios (Enagás y Graña), y aporten significativamente al proyecto", agregó.

   Odebrecht, la firma de ingeniería y construcción más grande de Latinoamérica, enfrenta en Brasil acusaciones de conspirar para cobrar sobreprecios a la estatal Petrobras y de usar parte del dinero para sobornos a políticos.

   El presidente ejecutivo de Odebrecht, Newton de Souza, dijo a inicios de abril en Brasil que la empresa había puesto a la venta activos fuera de su país para enfrentar una creciente deuda. El anterior jefe de la firma, Marcelo Odebrecht, está en la cárcel.

FINANCIAMIENTO

   San Frutos dijo que tras el escándalo de corrupción que golpeó a Odebrecht, el grupo de bancos extranjeros que negocia con el consorcio un préstamo de 4.125 millones de dólares "solicitaron iniciar un proceso que asegurase que la concesionaria no tuviera ningún vínculo con el caso de Brasil".

   El ejecutivo dijo que la negociación del financiamiento "es un proceso que avanza de forma positiva" y que es difícil precisar el plazo de cierre, aunque espera se culmine en julio.

   "El Gobierno peruano está evaluando la Adenda de Bancabilidad (o garantía del proyecto). Una vez concluido este proceso, que confiamos sea en un corto plazo, podremos sentarnos con los bancos a cerrar el financiamiento", agregó.

   San Frutos dijo que a la fecha, el consorcio ha invertido 1.500 millones de dólares en el gasoducto de 1.134 kilómetros, que cruzaría los Andes desde la reserva gasífera Camisea, en la selva del Cusco, para llegar a la costa sur de Perú donde alimentará de energía a grandes mineras y a centrales eléctricas.

   El avance general de la obra tiene un 35 por ciento y se prevé para marzo del 2019 la entrega del sistema de transporte de gas, dentro del plazo establecido en el contrato de concesión del proyecto, agregó el ejecutivo.

   "En estos momentos estamos en medio del proceso de actualización del cronograma de ejecución para determinar las fechas exactas de la puesta en operación comercial", afirmó.