9 de julio de 2014

Chile.- El Gobierno y la oposición acuerdan sacar adelante la tramitación en el Senado de la reforma tributaria

SANTIAGO, 9 Jul. (Reuters/EP) -

El Gobierno chileno ha alcanzado en la noche del martes un acuerdo con la oposición para sacar adelante la tramitación en el Senado de su emblemática reforma tributaria, que incluye una mayor alza en el impuesto a las grandes empresas para compensar menores ingresos por ajustes en otros gravámenes.

El acuerdo, detallado por el ministro de Hacienda, Alberto Arenas, se ha alcanzado tras varias semanas de negociaciones con la oposición, lo que asegura una amplia aprobación del proyecto que busca recaudar unos 8.200 millones de dólares para financiar profundos cambios a la educación y en la salud.

"Hemos alcanzando un acuerdo histórico. Es el proyecto (de reforma tributaria) más complejo y profundo de los últimos 30 años en Chile bajo el principio de la justicia tributaria", ha manifestado en la sede del Congreso, en el puerto de Valparaíso.

"(Ahora) el crecimiento irá de la mano de un desarrollo inclusivo. Ganan las pymes, la clase media y los sectores más vulnerables (...) (La reforma) nos permite sustentar una mejor economía", ha sostenido el ministro.

La reforma --equivalente a un tres por ciento del Producto Interno Bruto (PIB)-- contempla subir gradualmente el impuesto a las grandes empresas hasta un 27 por ciento desde un actual 20 por ciento. El proyecto consideraba originalmente un incremento de hasta un 25 por ciento.

Con el incremento del impuesto a las grandes empresas se busca compensar nuevas inclusiones en el proyecto vinculados a incentivos al ahorro y la inversión, en medio de un trato impositivo especial para la reinversión o retiro de las utilidades generadas por las empresas.

En principio, la reforma contemplaba que los dueños de las empresas tributaran por la totalidad de las utilidades de sus firmas y no sólo sobre las que retiran. Pero se acordó --a petición de todos los sectores-- una flexibilización en su tratamiento impositivo, especialmente para las pymes.

"Hay un tema que es radicalmente nuevo en este acuerdo, ya que se establece un mecanismo para el ahorro y la inversión dentro del tratamiento tributario (...) a las empresas medianas y más grandes este sistema les va a permitir reinvertir parte de sus utilidades", ha explicado el senador y presidente de la Comisión de Hacienda, Ricardo Lagos Weber.

Los senadores de la oposición lograron ampliar el espectro de las pymes, que serían beneficiadas por cambios impositivos, al relajarse las exigencias contables desde el proyecto original. Asimismo, se elevó el techo del valor de las viviendas con beneficios tributarios, algo que también reclamaban el sector de la construcción.

"Las modificaciones introducidas al proyecto de Reforma Tributaria disminuyen los efectos negativos que tenía el proyecto original presentado por el Gobierno y protege de mejor forma a la clase media y las pymes", ha apuntado Cristián Monckeberg, diputado y presidente del partido opositor Renovación Nacional.

Se espera que la reforma tributaria --que incluye impuestos correctivos, de cuidado al medio ambiente e incentivos a la inversión y ahorros focalizados-- sea aprobada por el Senado en el segundo semestre de este año.