14 de mayo de 2012

EEUU.- El último escándalo de JPMorgan demuestra la necesidad de regular el sistema financiero, según la Casa Blanca

WASHINGTON, 14 May. (Reuters/EP) -

Los 2.000 millones en pérdidas sufridos recientemente por el banco JPMorgan Chase debido a una operación en derivados es una prueba, según la Casa Blanca, de la necesidad de regular el sistema financiero.

"Esto solo refuerza los motivos por los que es tan importante aprobar la reforma de Wall Street, por los que es tan importante aplicar por completo la reforma de Wall Street", ha señalado un portavoz de la Casa Blanca, Jay Carney, en declaraciones a la prensa a bordo del avión presidencial Air Force One.

Carney ha destacado que el presidente Barack Obama "ha luchado muy duramente contra los republicanos y los grupos de presión de Wall Street" para incrementar los controles sobre los bancos y fondos de inversión estadounidenses después de la crisis financiera y ha resaltado la importancia de que se mantengan las leyes sin descafeinar. "No podemos evitar que se tomen malas decisiones en Wall Street", ha declarado el portavoz.