9 de mayo de 2007

España.- Calvo se plantea salir a Bolsa en 2 ó 3 años y prevé que 2007 será uno de sus mejores años

La conservera incrementó su Ebitda un 94% en el primer trimestre, hasta 8,19 millones

CARBALLO (LA CORUÑA), 9 May. (EUROPA PRESS) -

El Grupo Calvo ha pasado en pocos meses de querer conocer su valor para barajar su posible venta a plantearse la posibilidad de salir a bolsa en dos o tres años, según señaló hoy el consejero delegado, Manuel Calvo García-Benavides, quien aseguró que 2007 "será uno de los mejores de la historia" de la firma conservera.

El Grupo Calvo prevé alcanzar este año un resultado bruto de explotación (Ebitda) de más de 30 millones de euros, tras los "deficientes" resultados obtenidos en 2006, que arrojaron unas pérdidas de 12,55 millones de euros.

En rueda de prensa en su fábrica de Carballo (A Coruña), Calvo García-Benavides aseguró que "Calvo no se vendía ni se vende" y reiteró que "no hubo ninguna oferta de compra porque no hubo intención de vender".

"Hubo un momento en que se decidió explorar un camino para saber cuánto vale el grupo, pero, tras decidir con el grupo la tercera generación de la familia, no lo quisimos saber", precisó. Además, reconoció que con la situación deficitaria del grupo conservero "evidentemente" no era un momento para su venta.

La familia Calvo Pumpido mantiene un 77,8% del grupo y el resto de accionistas son Caixanova, Caja Castilla-La Mancha y Caja Burgos. El grupo no se plantea dar entrada a nuevos socios a corto o medio plazo, pero no descarta hacerlo para seguir creciendo, estrategia que siguieron en su día al entrar estas cajas en el accionariado.

El consejero delegado del grupo insistió en que 2007 "será uno de los mejores de la historia" de la firma conservera, después de incrementar su Ebitda un 94% en el primer trimestre, hasta 8,19 millones.

Los ingresos se situaron en 91,12 millones entre enero y marzo, lo que supone un crecimiento del 11,3% respecto al mismo periodo del año anterior, mientras que el beneficio antes de impuestos fue de 2,74 millones, frente a las pérdidas de 530.000 euros del primer trimestre de 2006.

"El presupuesto previsto para 2007 se está cumpliendo y las necesidades de liquidez para la presente campaña ya han sido cubiertas", afirmó la conservera, que subrayó que "el golpe de timón estratégico" dado por la nueva dirección y las medidas correctoras aplicadas están teniendo ya un efecto positivo en las cuentas del grupo, a pesar de los problemas surgidos en 2006.

PROBLEMAS DETECTADOS

Entre estas deficiencias, el consejero delegado admitió que había responsables de la firma que "no tenían la cabeza" en lo que debían, en gran medida por los rumores de venta; el problema climatológico en el Indico, que afectó a la materia prima; la inadecuada gestión de la flota, que se limitó a pescar yellowfin; la infrautilización de la fábrica de El Salvador; la necesidad de acudir al mercado de lomos de pescado; además de factores negativos circunstanciales en Brasil.

El grupo presentará en enero de 2008 su plan estratégico y, con el liderazgo en España y Brasil -con la firma Gomes da Costa- y el segundo puesto del sector en Italia -a través de Nostromo-, buscarán expandirse hacia Latinoamérica, los países del Esta de Europa y el Magreb y Oriente Medio.

Calvo García-Benavides subrayó que el grupo "ya tiene garantizado el trabajo para este año", pues "la adquisición de materia prima y a precios adecuados está prácticamente hecha". También apuntó que, "independientemente de que haya más o menos pescado, Calvo "debe estar enfocado en la materia prima".