17 de septiembre de 2009

FBI interroga a hombre ligado a allanamientos en Nueva York

Por Keith Coffman y Robert Boczkiewicz

DENVER, EEUU (Reuters/EP) - Agentes federales que encabezan una investigación anti terrorismo interrogaron el miércoles a un supuesto simpatizante de al Qaeda cuya reciente visita a Nueva York precedió a una serie de allanamientos en esa ciudad a comienzos de la semana.

Agentes interrogaron a Najibullah Zazi, de 24 años, durante varias horas en las oficinas del FBI en el centro de Denver al tiempo que otros efectivos allanaban su departamento en un suburbio de la ciudad y una casa cercana que sería hogar de un familiar.

El abogado de Zazi, Art Folsom, dijo a periodistas en las puertas de la oficina del FBI que su cliente estaba cooperando con los investigadores y que voluntariamente les había dado muestras de su escritura, huellas dactilares y ADN.

Zazi, que trabaja como chofer en el aeropuerto, visitó voluntariamente a los agentes del FBI luego de que Folsom se contactó con la agencia y dijo que ellos "querían conversar".

"Hemos respondido todas las preguntas que el FBI tenía para el Sr. Zazi", dijo Folsom, y agregó que "mi cliente no está involucrado en ningún complot terrorista".

Más temprano, el director del FBI Robert Mueller reafirmó a legisladores en Washington que no había ninguna amenaza inminente a la seguridad relacionada con la investigación, pero prefirió no dar detalles sobre lo que se investigaba.

El interrogatorio a Zazi, de quien las autoridades sospechan que simpatiza con al Qaeda, ocurre días después de que él haya viajado a Nueva York.

El hombre fue detenido por las autoridades el jueves pasado, 10 de septiembre, mientras conducía un auto alquilado en el puente George Washington, que conecta a la ciudad con Nueva Jersey, pero Zazi regresó posteriormente a Colorado en avión, dijo su abogado.

El lunes, un escuadrón anti terrorismo efectuó una serie de allanamientos en el área de Queens, en Nueva York, que Zazi había visitado durante el fin de semana.

Las autoridades dieron pocos detalles sobre esos allanamientos. Medios locales reportaron que los investigadores buscaban rastros de explosivos o materiales para fabricar bombas.