14 de julio de 2009

Mersch de BCE: incertidumbre rodea a pronóstico de recuperación

FRANCFORT (Reuters/EP) - El escenario comparativo del Banco Central Europeo de un retorno al crecimiento a mediados del 2010 está rodeado de incertidumbre, dijo el martes el miembro del Consejo de Gobierno de la institución Yves Mersch, según unapublicación.

En una entrevista con el diario financiero alemán Boersen-Zeitung, Mersch dijo también que las tasas de interés de la zona euro eran adecuadas y que era dudoso que hubiera algún beneficio adicional en recortar más las tasas cuando ya están en niveles mínimos.

Rechazó las preocupaciones acerca de una crisis de crédito, y dijo que el BCE no prestaba atención a "espíritus burlones".

Los comentarios de Mersch están en línea con las expectativas de que el BCE mantenga sin variación las tasas en el mínimo actual de un 1 por ciento hasta finales del año próximo, cuando muchos -incluyendo al BCE- esperan que la economía habrá iniciado la recuperación.

"Suponemos que sólo veremos tasas de crecimiento trimestral positivo a mediados del año próximo. Este escenario comparativo está rodeado de mucha incertidumbre", dijo, según una copia de un avance de la entrevista que será publicada el miércoles.

"No hablaría de 'brotes verdes', mejor 'raíces verdes'; Me refiero a raíces que todavía están creciendo a nivel del subsuelo", expresó.

El funcionario agregó: "Acerca de las más recientes cifras duras, sólo podemos decir que la velocidad de descenso económico está disminuyendo, pero sigue en territorio negativo".

En el peor de los casos, la tasa de crecimiento potencial de la región de 16 naciones también sería más baja en el futuro, llevando a un alza en el desempleo estructural, dijo Mersch.

El consejero, que preside el banco central de Luxemburgo, dijo que se sentía feliz de repetir que la postura del BCE era que las tasas de interés eran adecuadas, aunque el banco central nunca se comprometió de antemano.

"Las tasas de mercado en la zona euro están muy bajas para los estándares internacionales", dijo, señalando que los fondos de mercados de dinero y los mercados cambiarios no funcionaban bien con tasas cercanas a cero.

"Siempre se debe mantener en mente los efectos negativos de tasas excesivamente bajas", dijo, repitiendo comentarios emitidos con anterioridad este año.

"Definitivamente, puede cuestionarse el efecto adicional de más recortes de las tasas de interés, cuando el nivel ya es bajo", agregó.

Mersch dijo que era vitalmente importante para el sector financiero volver a ponerse en pie, pero desestimó las preocupaciones en Alemania acerca de una crisis del crédito.

El ministro de Finanzas alemán, Peer Steinbrueck, ha escrito a los bancos presionándolos a que den más créditos, y sacó a colación la idea de que el banco central compre bonos corporativos.

"Las decisiones acerca de la política monetaria son tomadas en el Consejo de Gobierno del BCE para toda la zona euro en base a hechos. Los fantasmas no nos influencian", dijo.

Además de recortar tasas, el BCE está apoyando a la recuperación, prestando a los bancos fondos ilimitados y ha empezado un programa de 60.000 millones de euros en compras de bonos cubiertos.

Mersch dijo que el BCE tenía muchas probabilidades cuando se trataba de recoger la liquidez adicional.

"Por ejemplo, se podría transferir los bonos cubiertos a los portafolios de inversión de los bancos centrales relevantes, o emitir certificados de depósito", dijo.