18 de noviembre de 2006

Nicaragua.- Enrique Bolaños afirma que deja una deuda 'manejable' al Gobierno del próximo presidente, Daniel Ortega

MANAGUA, 18 Nov. (EP/AP) -

El Gobierno nicaragüense informó ayer que la deuda externa que heredará al presidente electo Daniel Ortega alcanzaría los 1.580 millones de dólares, (unos 1.230 millones de euros).

El presidente Enrique Bolaños dijo hoy en una rueda de prensa en el palacio presidencial que dicha deuda es mucho menor a la que Ortega dejó a la ex presidenta Violeta Barrios de Chamorro en 1990, de 12.000 millones de dólares (9.340 millones de euros) según el mandatario.

La deuda externa nicaragüense se ha venido reduciendo desde 1990, cuando Chamorro comenzó a renegociarla o a pedir que se condonara.

Aseguró que su Gobierno redujo la deuda hasta 4.421 millones de dólares gracias a que Nicaragua fue incluida en la iniciativa para países pobres altamente endeudados, conocida por sus siglas en inglés como HICP.

Añadió que gracias a la HICP, la deuda quedará en 2.390 millones de dólares, de los cuales unos 1.400 millones se le deben al Banco Interamericano de Desarrollo (BID). Otros países favorecidos por la HIPC son Haití, Bolivia, Honduras y Guyanas, refirió Bolaños.