28 de junio de 2015

Peña Nieto recorta el gasto público en sanidad y aumenta las partidas de las presidencia

Peña Nieto recorta el gasto público en sanidad y aumenta las partidas de las presidencia
REUTERS

MÉXICO DF, 28 Jun. (Notimérica) -

El presidente de México, Enrique Peña Nieto, permanece ingresado en el Hospital Central Militar donde ha sido sometido a una extracción de la vesícula biliar, un centro público que como el conjunto de la partida de Salud experimentará para el próximo año un recorte presupuestarial que limitará su gasto y el de investigación a 1.450 millones de pesos (642.809 dólares); mientras que la destinada a la presidencia, Hacienda y Energía afrontará una notable subida.

En el informe que la Secretaría de Hacienda entregó al Congreso, se detallan "las adecuaciones presupuestarias" que ya han sido aprobadas por los diputados en el Palacio Legislativo de San Lázaro y que rebasan el 5 por ciento de las partidas, según constata el portal mexicano 'Regeneración'.

Las partidas dedicadas a la Oficina de la Presidencia de la República (señalado con el ramo 02) contienen un presupuesto de 2.715 millones, lo que significa un aumento de 18 por ciento --419 millones de pesos más, 27 millones de dólares-- respecto al año anterior. El incremento de la Secretaria de Hacienda --con una subida de 385 millones de pesos, 25 millones de dólares-- corresponde a las comisiones nacionales Bancaria y de Valores, de Seguros y Finanzas, y del Sistema de Ahorro para el Retiro que reflejan una subida presupuestaria del 25'4, 34'4 y 54'5 por ciento, respectivamente.

El gasto destinado a Salud implica afrontar un recorte en 11 hospitales e institutos, además del ajuste en el Sistema Nacional para el Desarrollo Integral de la Familia que recoge un monto de 450 millones de pesos.

Las áreas que soportan una mayor reducción se identifican con: el Hospital Dr. Manuel de Gea, al que se le redujeron 412 millones de pesos (26 millones de dólares), un 26 por ciento de su gasto original; el Instituto Nacional de Geriatría, de los 202 millones aprobados (13 millones de dólares), sólo le dejarán 54, es decir, un 73 por ciento menos que lo aprobado por San Lázaro; el Hospital Regional de Alta Especialidad de Ixtapaluca se quedará sin 123 millones de pesos (8 millones de dólares), de los 1.069 programados. En otros afectados en menor medida son el Hospital Juárez de México (sede del Instituto Nacional de Pediatría), así como los regionales de Alta Especialidad del Bajío, Oaxaca y Ciudad Victoria.

En el mismo sector salud, otros 11 órganos también deberán ajustarse con nuevas reducciones presupuestarias. El Centro Nacional para la Prevención y el Control de las Adicciones deberá operar con 130 millones menos de los 801 programados (8 millones de dólares), lo que significa una reducción de 16,2 por ciento. El Centro Nacional de la Transfusión Sanguínea, con 10 millones menos (643.000 dólares); el Centro Nacional para la Prevención y el Control del VIH/SIDA, al que le quitan 29 millones (2 millones de dólares), como datos a destacar.

Al Centro Nacional de Programas Preventivos y Control de Enfermedades se le restarán 49 millones (3 millones de dólares)y la Comisión Federal para la Protección contra Riesgos Sanitarios tendrá 36 millones menos (2 millones de dólares). En cambio, otros gastos que se disparan a la alza son los asignados a las tareas de formación policial, la promoción turística y telecomunicaciones.

Por tanto supone un recorte total de 10.000 millones de pesos en el presupuesto para Salud este año, sumado a las amenazas anunciadas por la Secretaría de la Salud de más reducciones en el siguiente año que puede exacerbar el gasto médico de las familias mexicanas al tener que acudir al sector privado. Por contra, las partidas destinas a la Oficina de Enrique Peña Nieto captan cerca de la mitad de todo el presupuesto que se destina a esta materia.

El mandatario mexicano fue ingresado la madrugada del viernes por un malestar abdominal, según explicase el general de brigada médico cirujano, Fernando Arcaute, el malestar derivó de una inflamación súbita de la vesícula biliar no relacionada con cálculos. Tras la operación en el hospital público, el presidente se reincorporará a sus actividades a partir de mañana lunes.

Para leer más