14 de agosto de 2009

Peso argentino cierra en equilibrio, plaza tranquila

BUENOS AIRES (Reuters/EP) - El peso argentino cerró equilibrado el viernes frente al dólar, en una plaza que no presentó mayores variantes dada la firme política monetaria impuesta desde el Banco Central, aunque en la sesión la entidad monetaria realizó pocos negocios, dijeron operadores.

Las compras o ventas de dólares disparadas diariamente desde la entidad monetaria regulan la liquidez del mercado e impiden oscilaciones indeseadas en la cotización.

El peso en la plaza mayorista de cambios, donde opera el Banco Central, cayó un 0,13 por ciento a 3,84/3,8425 por dólar, en tanto que en el circuito informal subió levemente un 0,06 por ciento a 3,8575/3,8625 unidades.

"No se vislumbran cambios para las próximas sesiones y dependerá de la estrategia que le imponga el Banco Central al segmento del dólar, para ir viendo la pequeña suba casi diaria con que va llevando esta devaluación administrada", dijo Carlos Risso, analista de Notibancos.

En lo que va del año el peso interbancario acumula una baja del 10,1 por ciento, mientras que en el segmento informal registra una caída del 8,35 por ciento.

El Banco Central avala con su accionar una lenta y progresiva caída en el valor de la moneda local para mantener la competitividad de la economía.

"El mercado cambiario continuará manejado sin mayores sobresaltos por el Banco Central en un marco en donde las expectativas devaluatorias incluso se han aplacado", dijo la consutora Portfolio Personal.

Operadores estiman que el valor del dólar rondará los 4,1 pesos por unidad a finales de año.

Portfolio Personal añadió que "las señales, aunque aún mínimas, de una caída en el ritmo de fuga de capitales claramente ayudan".

La salida de capitales del país en el segundo trimestre del 2009 superó los 5.500 millones de dólares, dijo el Banco Central a inicios de mes, con lo que la fuga de fondos supera los 43.000 millones de dólares desde el 2007.

La salida de capitales alcanzó los 11.195 millones de dólares en el primer semestre del 2009.

En el mercado minorista de cambios, los negocios se mantuvieron estabilizados a 3,825/3,855 por dólar, según el promedio de pizarras de bancos y entidades financieras.