11 de julio de 2015

Producción de carne en Argentina suma 690.000 toneladas el 2º trimestre

Producción de carne en Argentina suma 690.000 toneladas el 2º trimestre
PAULO WHITAKER / REUTERS

BUENOS AIRES, 11 Jul. (Notimérica) -

La producción de carne durante el segundo trimestre de este año en Argentina sumó 690.000 toneladas, lo que supone un incremento del 1,6 por ciento (10.000 toneladas más) respecto a los tres primeros meses de 2015, según datos del Instituto de Promoción de la Carne Vacuna.

Este leve aumento obedece a que se produjeron 18.200 toneladas más de carne de novillos (+12,6%), 9.300 toneladas más de carne de vacas (+7,4%), mientras que se registraron 400 toneladas menos de carne de toros (-2,4%), y 16.400 toneladas menos de carne proveniente de haciendas livianas de consumo (-4,2%).

Si se compara el segundo trimestre de 2015 con el mismo período del año anterior, se produjeron aproximadamente 5.900 toneladas más de carne de novillos (+3,8%); 900 toneladas más de carne de toros

(+5,2%), y 22.400 toneladas más de carne proveniente de haciendas livianas de consumo (+6,4%).

En sentido contrario, se procesaron 15.800 toneladas menos de carne de vacas (-10,4%), lo que provocó un incremento interanual de la producción cercana a las 13.300 toneladas, (+2%), ya que la producción en el segundo trimestre de 2014 fue de 677.000 toneladas.

El aumento en la producción de carne vacuna observada al comparar los segundos trimestres de los años 2014 y 2015, se explica por la subida en la producción de carne bovina proveniente de categorías livianas de consumo y de carne de novillos, que estuvieron en el orden del 6 y el 4 por ciento más respectivamente, y que fueron parcialmente contrarrestadas por la caída, en un 10%, observada en la producción de carne de vacas.

SOLO EL 8% SE DESTINÓ A LA EXPORTACIÓN.

De las 690.000 toneladas de carne de res que se produjeron a lo largo del segundo trimestre del año 2015, un 8,1% se destinó a los mercados de exportación (56.000 toneladas) quedando el 91,9% restante a disposición del mercado doméstico, lo que permitió disponer de un consumo aparente por habitante al año de 60,1 kilogramos.

Respecto al segundo trimestre del año 2014, el consumo aparente

se retrajo en 0,3 kilogramos por habitante al año (-0,4%). Esta estabilidad interanual del consumo de carne bovina se dio en un contexto en el cual los precios corrientes al consumidor de la carne vacuna, al mes de junio, se incrementaron, en promedio, un

20% en forma anualizada.

Entre abril y junio de 2014, el mercado dispuso de aproximadamente 350.000 toneladas de carne proveniente de haciendas livianas de consumo, mientras en el segundo trimestre de este año, el volumen de carne proveniente de haciendas livianas de consumo creció hasta aproximadamente 373.000 toneladas.

Como consecuencia de la mayor oferta de hacienda liviana de consumo, los precios minoristas, que subían a tasas interanuales del 48% en el segundo trimestre de 2014, en el mismo período de 2015 suben a un ritmo interanual del 20%, aunque los factores

macroeconómicos ocurridos entre finales de 2013 y principios de 2014 también han tenido incidencia en el comportamiento observado a lo largo de los primeros meses del año pasado.