14 de agosto de 2009

Repunte de confianza empresarial en Japón se estanca: sondeo

Por Izumi Nakagawa y Leika Kihara

TOKIO (Reuters/EP) - El pesimismo de los manufactureros japoneses disminuyó en agosto pero el ritmo de la recuperación de la confianza se moderó, mostró un sondeo de Reuters, sugiriendo que el efecto del enorme estímulo económico del Gobierno se disipa.

La confianza en el sector servicios se mantuvo plana ya que la debilidad de los salarios y el aumento del desempleo afectan al gasto del consumidor, que explica un 60 por ciento de la economía.

Pero tanto los manufactureros como los no manufactureros prevén que las condiciones mejoren en los próximos tres meses, reflejando su creencia de que Japón ya dejó atrás lo peor de la crisis global, mostró el viernes el sondeo Tankan de Reuters.

"El resultado del Tankan de Reuters indica que Japón verá sólo una recuperación económica lenta", dijo Yuichi Kodama, economista de Meiji Yasuda Life Insurance.

"Se cree que el consumo personal haya repuntado en abril-junio, pero la recuperación probablemente demuestre ser sólo temporaria. A menos que crezca el consumo personal, la confianza empresarial no se recuperará completamente".

El índice de la percepción de los manufactureros del Tankan de Reuters aumentó un punto a menos 42 en agosto, mejorando por quinto mes seguido desde un mínimo récord de menos 78 en marzo, gracias a una recuperación de las exportaciones y de la producción industrial.

El Tankan de Reuters se calcula restando el porcentaje de encuestados pesimistas a los optimistas. Una cifra negativa significa que una mayoría de los encuestados es pesimista.

La confianza entre los no manufactureros se mantuvo sin cambios en menos 38, no lejos del mínimo récord de menos 44 visto en mayo, aunque anticipan una mejora de las condiciones en los próximos tres meses.

Se prevé que la economía japonesa haya crecido el 1,0 por ciento en abril-junio luego de cuatro trimestres seguidos de contracción, gracias a una mejora de las exportaciones y del consumo alentada por los estímulos domésticos e internacionales, según otro sondeo de Reuters.

Pero los economistas advierten que cualquier recuperación será frágil porque persisten las dudas sobre la sustentabilidad de la demanda final. Los recientes avances de la producción se debieron principalmente al estímulo gubernamental. Las cifras del producto interno bruto (PIB) se conocerán el lunes.