3 de marzo de 2007

Uruguay/Argentina.- El presidente uruguayo apuesta por una salida diplomática para el conflicto de la planta de celulosa

MONTEVIDEO, 3 Mar. (EP/AP) -

Pese a las nuevas críticas emitidas por el presidente argentino, Néstor Kirchner, su homólogo uruguayo, Tabaré Vázquez, reafirmó ayer la necesidad de encontrar una salida diplomática al conflicto con Argentina por la instalación de una planta de celulosa en la ribera oriental de un río limítrofe.

Al hablar ante centenares de personas en un acto público convocado para hacer un balance de sus dos años de gestión, Vázquez insistió en que "ante la proximidad del comienzo de una historia de diálogo entre los representantes de los gobiernos de ambos países", auspiciada por el rey de España, su Gobierno mantiene "su más firme disposición a una salida diplomática".

Agregó que esta salida debe sustentarse en la base "del respeto estricto del derecho internacional", para que se resuelva "esta diferencia" y se "normalicen las relaciones entre dos naciones históricamente hermanas, se preserve la soberanía nacional y se renueve el derecho de la sociedad uruguaya al desarrollo sustentable".

Sin embargo, Kirchner, en un informe presentado ante el Congreso de su país, advirtió el jueves a Uruguay de que "negociar es también conceder". Y añadió que "negociar pidiendo que se haga solamente lo que ellos quieren, no es dialogar sino acatar".

En otro tramo de un extenso discurso que duró unas tres horas, Vázquez se refirió también a los "graves perjuicios" que ocasionan a su país los bloqueos en los puentes fronterizos protagonizados por organizaciones defensoras del medio ambiente de Argentina, a causa de este conflicto.

Asimismo, señaló que la conducta de Uruguay en el problema con Argentina "ratifica nuestra adhesión al derecho internacional, a la soberanía de los Estados, a la solución pacífica de las controversias", principios que definió como rectores de la política exterior del Gobierno uruguayo.

Finalmente, Vázquez también reivindicó su "compromiso" con el Mercado Común del Sur (Mercosur), que integra junto a Argentina, Brasil, Paraguay y Venezuela.