14 de agosto de 2009

Venezuela ayuda a Antigua tras escándalo por fraude de Stanford

* Venezuela da 50 mln dlrs en efectivo a Antigua

* País caribeño aún sufre por escándalo de Stanford

* Antigua pertenece al ALBA

Por Pascal Fletcher

MIAMI (Reuters/EP) - El pequeño estado caribeño de Antigua y Barbuda, que aún sufre las consecuencias del escándalo por fraude que rodeó al millonario Allen Stanford, encontró el jueves un nuevo benefactor en el presidente venezolano, Hugo Chávez.

El primer ministro Baldwin Spencer informó a la nación que que el líder venezolano entregará 50 millones de dólares en asistencia financiera urgente al estado, que se vio fuertemente afectado por el colapso de la firma financiera Stanford a comienzos de año.

"Hoy, me siento complacido de notificar a la nación que a la 1 de esta mañana el presidente Hugo Chávez firmó los papeles necesarios para aprobar la inmediata transferencia del monto total de 50 millones de dólares", dijo Spencer en su discurso.

Los fondos serían usados para ayudar a Antigua y Barbuda a enfrentar los efectos de la crisis financiera global.

Spencer, que llevó a su país a incorporarse al ALBA hace apenas dos meses, aseguró que la ayuda de emergencia de Venezuela vino "absolutamente sin condiciones previas", pero no dio detalles acerca de los términos.

El ministro de Finanzas Harold Lovell dijo en un comunicado que la ayuda venezolana involucraría "algunos subsidios y un crédito en términos muy favorables", aunque agregó que las condiciones estaban siendo finalizadas.

Stanford, alguna vez el mayor inversor de Antigua y Barbuda, ahora enfrenta cargos civiles y criminales relativos a un supuesto fraude por 7.000 millones de dólares que los fiscales dicen se centró en certificados de depósitos emitidos por el Stanford International Bank, de su propiedad, en Antigua.

Entre quienes sufrieron pérdidas hubo también inversores venezolanos.

Fiscales estadounidenses acusan al ex regulador financiero jefe de Antigua, Leroy King, de haber instigado el fraude.

Inversores de Estados Unidos, México, Colombia y Perú demandaron al país por hasta 24.000 millones de dólares en daños, alegando que King fue "cómplice" de Stanford, lo que es negado por el Gobierno del estado caribeño.

LA PETRODIPLOMACIA DE CHAVEZ

Antigua y Barbuda es el tercer miembro de la Comunidad del Caribe (Caricom) en unirse a la "Alianza Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América" (ALBA) de Chávez, una alianza que según los detractores del presidente venezolano el mandatario usa para contrarrestar la influencia estadounidense en América Latina.

El estado es además miembro de PetroCaribe, un grupo regional establecido por Chávez que le permite a países pobres de la región que deben importar petróleo, comprar crudo venezolano con crédito.

Analistas dicen que Chávez, aliado de la comunista Cuba y feroz crítico de las políticas de Estados Unidos, usa esta "petrodiplomacia" como herramienta para extender su influencia política y atraer aliados y votos en foros mundiales.