15 de noviembre de 2007

Venezuela/Ecuador.- Chávez busca en Ecuador un aliado para la bajada de precios del petróleo planteada a la OPEP

CARACAS, 15 Nov. (EP/AP) -

El presidente venezolano, Hugo Chávez, y los demás miembros de la OPEP que se resisten a reducir los precios del petróleo sumarán un nuevo aliado en su esfuerzo por mantener la producción de petróleo bajo control con la reincorporación de Ecuador a este organismo.

Ecuador será representada por su presidente, Rafael Correa, este fin de semana en la cumbre de la Organización de Países Exportadores de Petróleo que se realizará en Arabia Saudí, en donde este país andino formalizará su regreso al organismo, del que dejó de ser socio activo en 1992. Ecuador deberá cancelar alrededor de 5,7 millones de dólares (unos 3,9 millones de euros) por concepto de cuotas de socio atrasadas.

El retorno de Ecuador ha sido bien visto por Chávez, estrecho aliado de Correa, y que repetidamente se expresa a favor de los precios altos y en contra de aumentos de producción. "Es el momento de construir un nuevo frente, más amplio" dentro de la OPEP, declaró Chávez después de que Ecuador anunció que la OPEP aceptó su regreso como miembro en octubre. "Estamos muy contentos con el regreso de Ecuador", añadió.

Los analistas dicen que las razones por las que Chávez está complacido son tanto políticas como prácticas. Ve en Correa a un aliado oportuno en un momento en que Venezuela no parece capaz de aumentar su producción y en que busca que la OPEP asuma un mayor papel en la política internacional.

"Chávez y otros muchos intransigentes de la OPEP ganarán un aliado en Ecuador, a la que también le interesa el que se mantenga un precio de referencia razonablemente alto a fin de maximizar sus ingresos", manifestó Patrick Esteruelas, un analista de riesgo político de la firma Eurasia Group de Nueva York. "Pero entre los dos no podrán contrarrestar a Arabia Saudí, que los eclipsa a ambos", añadió.

DISMINUCIÓN O AUMENTO DE LA PRODUCCIÓN

En septiembre, la OPEP, atendiendo las presiones de Estados Unidos, aliado de Arabia Saudí, anunció un aumento de producción de 500.000 barriles diarios, a partir del 1 de noviembre. Se ha especulado que los saudíes, el principal productor y el miembro más influyente de la OPEP, pronto podría presionar para que se imponga otro aumento semejante, que haría bajar los precios.

En este sentido, el ministro de Hidrocarburos de Arabia Saudí, Ali Al Naimi, dejó abierta ayer la posibilidad de que la OPEP aumente su producción durante una reunión en Abu Dhabi, en los Emiratos Arabes Unidos, en diciembre. Los analistas sostienen que si la OPEP decide finalmente aumentar la producción, podría poner a Venezuela en un aprieto, ya que que, según varios observadores, tiene dificultades para mantener su actual producción.

El informe de octubre de la OPEP indica que la producción de Venezuela se redujo de un promedio de 2,53 millones de barriles de petróleo al día en el 2006 a 2,38 millones de barriles durante los tres primeros trimestres de 2007. Aun así, el ministro de Energía venezolano, Rafael Ramírez, rechazó esas cifras, afirmando que la producción de Venezuela es de más de 3 millones de barriles diarios.

ECUADOR

Por su parte, Ecuador tiene una producción marginal de unos 507.000 barriles diarios, incluida la producción estatal y de compañías privadas. Su pequeña industria petrolera simplemente no está en condiciones de aumentar la producción. Si bien tendrá voto en la OPEP, su influencia en el organismo será mínima debido a su diminuta producción significa, de acuerdo con analistas.

La Secretaría de la OPEP, aun así, mantiene que todavía no está claro si Ecuador se sumara oficialmente en la próxima cumbre o durante la reunión de diciembre. Pero incluso con el respaldo de Ecuador, a Venezuela no le será fácil convencer a otros miembros de la OPEP de que apoyen iniciativas a las que se opone Arabia Saudita.