29 de noviembre de 2019

Alemania.- E.On reduce un 27,7% su beneficio hasta septiembre y reestructurará su negocio británico

Alemania.- E.On reduce un 27,7% su beneficio hasta septiembre y reestructurará su negocio británico
Alemania.- E.On reduce un 27,7% su beneficio hasta septiembre y reestructurará s - E.ON

BERLÍN, 29 Nov. (EUROPA PRESS) -

La compañía alemana de suministro energético E.On registró un beneficio neto atribuible de 2.110 millones de euros en los nueve primeros meses de 2019, lo que representa un descenso del 27,7% en comparación con su resultado del mismo periodo del año anterior, ha informado la empresa, que acometerá una reestructuración de su negocio en Reino Unido, con un impacto negativo de 500 millones de libras (586 millones de euros).

Las ventas netas de E.On entre enero y septiembre alcanzaron los 23.580 millones de euros, un 6,9% por encima de la facturación del mismo periodo de 2018, mientras que el resultado bruto de explotación (Ebitda) ajustado de la compañía aumentó un 1,8%, hasta 3.742 millones.

La deuda neta de E.On al cierre del periodo analizado ascendía a 39.620 millones de euros, un incremento anual del 139%, impulsado por la consolidación inicial de las operaciones de Innogy, la antigua filial de renovables de su rival RWE, cuya adquisición pactó en 2018 en el marco de un plan de intercambio de activos entre ambas eléctricas.

"Nuestras ganancias de los nueve primeros meses están en línea con nuestras expectativas", ha señalado el director financiero de E.On, Marc Spieker, quien ha anunciado una revisión al alza de las previsiones anuales de la 'utility' germana.

De este modo, E.On espera alcanzar un Ebit ajustado de entre 3.100 y 3.300 millones de euros al cierre de 2019, frente a la anterior expectativa de una horquilla de entre 2.900 y 3.100 millones, mientras que anticipa un beneficio neto ajustado de entre 1.450 y 1.650 millones, ligeramente por encima de la anterior previsión de entre 1.400 y 1.600 millones.

"La bajada de ingresos resultante de la venta de una parte sustancial de nuestro negocio de renovables será más que compensada por los ingresos del nuevo segmento Innogy", añadió Spieker.

REESTRUCTURACIÓN DE NPOWER.

Por otro lado, E.On ha anunciado la intención de la compañía de llevar a cabo "todas las medidas necesarias" para devolver su filial británica Npower a una rentabilidad consistente, para lo que la empresa ya ha comenzado las negociaciones con los sindicatos del Reino Unido.

"El mercado del Reino Unido es actualmente particularmente difícil", reconoció el consejero delegado de E.On, Johannes Teyssen, quien explicó que entre las propuestas planteadas se encuentra que una plataforma compartida con E.On UK IT se encargará de prestar servicio a los clientes residenciales y pyme de Npower.

De este modo, el resto de operaciones de Npower "serán reestructuradas en los próximos dos años", añadió, destacando que las medidas planteadas permitirán lograr ventajas considerables, principalmente en infraestructuras tecnológicas y servicio a los clientes.

Asimismo, E.On UK intensificará sus esfuerzos para reducir costes.

Estas medidas de reestructuración supondrán un impacto negativo de 500 millones de libras (586 millones de euros), mientras que la compañía alemana confía en que, en su conjunto, sus negocios británicos lograrán un impacto positivo de al menos 100 millones de libras (117 millones de euros) en su Ebit a partir de 2022.