18 de agosto de 2020

AMP2.- Malí.- Tensión en Malí ante un posible golpe de Estado tras disparos en una base y la detención de altos cargos

AMP2.- Malí.- Tensión en Malí ante un posible golpe de Estado tras disparos en una base y la detención de altos cargos
AMP2.- Malí.- Tensión en Malí ante un posible golpe de Estado tras disparos en u - NICOLAS REMENE / ZUMA PRESS / CONTACTOPHOTO

La Embajada española en Bamako recomienda "máxima prudencia" y evitar desplazamientos innecesarios

MADRID, 18 Ago. (EUROPA PRESS) -

Malí vive momentos de tensión en las últimas horas ante las informaciones que apuntan al secuestro de altos cargos en la capital por hombres armados, quienes presuntamente estarían en manos de militares, y los disparos registrados en una base militar próxima a Bamako que podrían tratarse de un motín, según informan diversos medios.

El nuevo ministro de Economía, Abdoulaye Daffé, ha sido "secuestrado" en su oficina en Bamako "por hombres armados en torno a las 8.00 horas", según ha informado el diario 'Journal du Mali' en su cuenta de Twitter, sin ofrecer más detalles.

Posteriormente, este mismo medio ha informado de que el presidente de la Asamblea Nacional, Moussa Tiembiné, "ha sido secuestrado en su domicilio oficial por hombres armados esta mañana". Asimismo, han circulado informaciones de que entre los detenidos también estaba el ministro de Exteriores, Tiebilé Dramé, así como el hijo del presidente, Karim Keita.

Sin embargo, a falta de confirmación oficial sobre el paradero de dichos altos cargos, el propio Karim Keita, que es diputado, ha desmentido en su cuenta en Twitter que él o el primer ministro, Boubou Cissé, hayan sido detenidos. "Falso. 'Stop' a los rumores", ha subrayado.

POSIBLE MOTÍN

Por otra parte, en la base militar de Kati, una localidad situada a unos 15 kilómetros de Bamako, se han escuchado disparos este martes, según han indicado residentes a la emisora Radio France International. De acuerdo con este medio, el acceso a la base militar no es posible y la carretera ha sido cortada. Kati se encuentra cerca de Koulouba, donde está el palacio presidencial.

De acuerdo con las fuentes consultadas por el diario 'Jeune Afrique', hombres armados a bordo de vehículos pick-up han irrumpido en la base, donde se ha producido un intercambio de disparos con los militares presentes en la misma.

Algunos periodistas locales y medios como Deutsche Welle han informado de la presencia de soldados en la sede de la televisión nacional, ORT, sin embargo esta ha retransmitido con normalidad el noticiario de las 13.00 horas. También han circulado en redes sociales algunos mensajes que identifican a los militares detrás de la supuesta intentona golpista.

RECOMENDACIONES DE LAS EMBAJADAS

Así las cosas, la Embajada de Francia en Malí ha publicado un escueto mensaje en Twitter dirigido a sus ciudadanos. "Teniendo en cuenta las tensiones de las que se ha informado la mañana de este 18 de agosto en Kati y Bamako, se recomienda encarecidamente no salir de casa", reza el mensaje.

También la Embajada de España en el país ha recomendado a los españoles "evitar desplazamientos a la localidad de Kati y sus alrededores", además de recomendar "la máxima prudencia y evitar cualquier desplazamiento que no sea de extrema necesidad".

Por su parte, la Embajada de Noruega ha indicado en un mensaje dirigido a sus ciudadanos que "ha sido notificada de un motín en las Fuerzas Armadas y que hay tropas de camino a Bamako". "Los noruegos deberían mostrar cautela y preferiblemente permanecer en casa hasta que la situación esté clara", ha precisado.

Así las cosas, el enviado especial para el Sahel de Estados Unidos, J. Peter Pham, ha indicado que Washington sigue "con inquietud la evolución de la situación" en Malí. "Estados Unidos se opone a cualquier cambio de gobierno al margen de la Constitución, ya sea por quienes están en las calles o por las fuerzas de seguridad y defensa", ha advertido.

CRISIS EN MALÍ

Los sucesos se producen en un momento en que el país del Sahel se encuentra sumido en una grave crisis política que viene a sumarse a la grave inseguridad ocasionada por las acciones de los grupos yihadistas, con las filiales de Al Qaeda y Estado Islámico a la cabeza, pero también a la creciente violencia de carácter intercomunitario.

Un sector de la oposición, aglutinado en torno al influyente imán Mahmud Dicko, viene reclamando desde el pasado junio la dimisión del presidente, Ibrahim Boubacar Keita, a quien acusan de la situación actual del país, castigado también por una crisis económica a la que se ha sumado igualmente la pandemia de coronavirus.

El conocido como Movimiento 5 de Junio ha protagonizado multitudinarias manifestaciones en Bamako, la última de ellas el pasado 10 de julio que se saldó con más de una decena de muertos, pero no ha conseguido que Keita ceda a sus exigencias.

Este lunes, los líderes del movimiento opositor anunciaron una intensificación de sus acciones para lograr la renuncia del presidente, con un llamamiento a los malienses a sumarse a una campaña de desobediencia civil que está previsto que arranque este martes a las 18.00 horas en Bamako y otros lugares del país y que se mantendrá hasta el domingo. Entre los actos previstos, según los medios locales, figura una gran concentración el viernes al término de la oración.