28 de julio de 2016

AMPL.- Perú.- Kuczynski toma posesión como presidente de Perú

El líder de PPK promete convertir a Perú en "un país moderno" y para ello pide "unión" en la clase política

AMPL.- Perú.- Kuczynski toma posesión como presidente de Perú
REUTERS

LIMA, 28 Jul. (EUROPA PRESS) -

Pedro Pablo Kuczynski ha tomado posesión este jueves como presidente de Perú, haciendo realidad una victoria electoral que a punto estuvo de escapársele debido a lo ajustado de la contienda con la líder opositora, Keiko Fujimori.

"Yo, Pedro Pablo Kuczynski, juro por Dios, por la patria y por todos los peruanos que ejerceré fielmente el cargo de presidente de la República que me ha confiado la nación para el periodo 2016-2021", ha dicho el líder conservador.

"Defenderé la soberanía nacional y la integridad física y moral de la República, cumpliré y haré cumplir la Constitución y las leyes, y reconoceré, respetando la libertad de culto, la importancia de la Iglesia Católica en la formación cultural y moral", ha completado su juramento.

Kuczynski ha sido investido presidente en una ceremonia solemne celebrada en el Congreso de Perú y ante la presencia de seis mandatarios latinoamericanos. La jefa de la sede legislativa, Luz Salgado, ha sido la encargada de imponerle la banda presidencial.

UN PAÍS MODERNO

"Debemos dar un gran salto, solo con ese salto llegaremos a la modernidad que Perú anhela. Quiero una revolución social para mi país", ha dicho en el primer discurso que ha pronunciado como jefe de Estado, de acuerdo con la prensa local.

Kuczynski ha indicado que, si bien "los avances son innegables, se necesita más, mucho más", para lograr el objetivo que se ha propuesto: "poner más dinero en el bolsillo de los peruanos emparejando el acceso a servicios esenciales que hoy son escasos o inexistentes".

Para ello se ha propuesto eliminar las desigualdades sociales, de modo que al término de su mandato Perú pueda formar parte de la Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económicos (OCDE), a través de la mejora de la sanidad y la educación.

"Trabajaremos intensamente en salud pública, porque sin salud no hay desarrollo posible", ha prometido. "El país no se puede dar el lujo de perder un solo peruano ni una sola mente brillante porque no recibió lactancia, vacunación, alimentación, o porque se embarazó siendo adolescente", ha subrayado.

En materia educativa se ha fijado como meta "alcanzar estándares internacionales". "Un pueblo educado no se equivoca, un país de ciudadanos educados defiende sus libertades, tiene oportunidades, respeta al otro, busca la paz. Ante un joven educado se abren centenares de caminos", ha defendido.

También ha lanzado un mensaje contra la discriminación, pidiendo "un respeto irrestrico a la libertad y los derechos de la mujer, respeto a la vida plena, pago igual a un trabajo igual y a su integrada participación política en las decisiones y en el gobierno".

Kuczynski ha aprovechado asimismo para hacer un alegato contra la corrupción, "lo que significa recuperar mucho dinero para el presupuesto de todos y significa establecer una agenda de prioridades fundada en el interés común".

Además, ha recuperado su promesa electoral de lucha contra la inseguridad ciudadana. "No quedará crimen impune. Los culpables serán entregados al sistema de justicia. Tenemos un buen plan y un excelente equipo para ejecutar", ha aseverado.

Kuczynski se ha mostrado consciente de que será imposible lograr estos objetivos con la actual división entre los partidos peruanos, por lo que ha pedido la colaboración de sus colegas. "Sí a la paz, sí a la unión, no al enfrentamiento, no a la división", ha dicho. "Tengo un mensaje lleno de esperanza", ha proclamado.

UN VIEJO CONOCIDO

Kuczynski no es nuevo para los peruanos. Fue primer ministro y titular de Economía y Finanzas durante el Gobierno de Alejandro Toledo, responsable de Minas y Energía con Fernando Belaúnde y ya intentó llegar a la Presidencia en 2011, aunque quedó en tercer lugar.

El representante de Peruanos por el Kambio (PPK) tiene un claro perfil conservador que ha sabido explotar para garantizar la consolidación del crecimiento económico del país andino en el contexto de una gran incertidumbre global.

Una de sus rémoras es la imagen de 'gringo' que se ha forjado por sus estudios económicos en las universidades de Oxford y Princeton y su trabajo en el Banco Mundial. Esta tendencia 'yankee' estuvo a punto de costarle incluso su participación en las elecciones presidenciales.

Para leer más