18 de enero de 2006

Argentina.- El alcalde de Buenos Aires rechaza el juicio político por negligencia en el incendio de una discoteca

BUENOS AIRES, 18 Ene. (EP/AP) -

El suspendido alcalde de la ciudad de Buenos Aires, Aníbal Ibarra, exigió ayer martes la nulidad del juicio político que se le sigue por presunto mal desempeño de sus funciones en relación con un incendio en una discoteca en el que murieron 194 personas.

"Es ilegal, contrario a la Constitución y al reglamento", dijo Ibarra sobre el proceso al dirigirse a la sala juzgadora de la legislatura de la ciudad.

Ibarra denunció que el juicio es un "golpe institucional" planeado por sectores opositores de derecha liderados por el presidente del club de fútbol Boca Juniors y de la agrupación PRO, Mauricio Macri, y reclamó su "nulidad absoluta".

La sala, formada por 15 de los 60 legisladores de la ciudad, tiene dos meses para pronunciarse sobre la destitución o la absolución de Ibarra. Si no llega a un dictamen en ese lapso, el alcalde deberá ser automáticamente repuesto en su cargo, para el que fue reelegido en el 2003.

En noviembre, la sala resolvió iniciar el juicio político por la presunta responsabilidad de Ibarra y varios funcionarios de su gobierno en el incendio ocurrido el 30 de diciembre de 2004 en la discoteca "República Cromañón" durante un concierto de rock.

Los familiares de las víctimas, que eran en su mayoría adolescentes, aseguran que el accidente se debió a una suma de irregularidades y negligencias del gobierno municipal y reclaman la destitución de Ibarra.

Sectores políticos de derecha e izquierda opuestos al alcalde se han sumado a la ofensiva de los familiares. En tanto, los sectores más moderados y de centroizquierda se oponen a la destitución, a la que consideran una maniobra política.