24 de julio de 2013

Fernández: "Quienes apoyaron que caminaran libres los que torturaron, son los que hoy nos acusan"

Fernández: "Quienes apoyaron que caminaran libres los que torturaron, son los que hoy nos acusan"
REUTERS

BUENOS AIRES, 24 Jul. (EUROPA PRESS) -

La presidenta argentina, Cristina Fernández, ha censurado que quienes sancionaron las leyes de Obediencia Debida y Punto Final, que permitió "que caminaran libremente por las calles quienes habían torturado, secuestrado, desaparecido gente, tirado al agua, y desaparecido nietos" son quienes "nos acusan hoy a nosotros".

Fernández de Kirchner se refirió así a la polémica suscitada por la designación de César Milani como nuevo jefe del Ejército, debido a su pasado durante la dictadura, y cuya confirmación ha sido aplazada hasta diciembre.

La mandataria argentina aseguró al respecto que pidió a los senadores que posterguen para fin de año la decisión sobre los pliegos de ascenso de los jefes de las 3 fuerzas, "no de uno", y también quienes deben asumir en el Estado Mayor Conjunto, para que sean tratados en forma conjunta "fuera de todo período electoral".

Fernández recordó que durante más de diez años, a su esposo, el fallecido Néstor Kirchner, y a ella, se les acusó de que su lucha por los derechos humanos era "de venganza, de revanchismos, que queríamos destruir a las Fuerzas Armadas, que éramos muy vengativos, críticas feroces", dijo.

Señaló al respecto que le parece "tragicómico" que "quienes nos habían criticado por nuestra defensa de los derechos humanos, se han convertido en el principal ariete de esta designación (la de Milani)". "Es como el mundo del revés", añadió Fernández, quien dijo irónicamente: "atacábamos a las Fuerzas Armadas y ahora resulta ser que queremos promover a gente que, presuntamente, violó derecho".

Tras destacar que "llevamos en la República Argentina 1.053 procesados", la mandataria indicó que no se trata de la cuestión "ni del Gobierno ni de un militar en particular porque, en definitiva, todos los hombres, hombres y mujeres del Gobierno, uniformados o no uniformados, finalmente tienen que responder ante la Justicia".

Se trata --dijo-- de "no cometer las torpezas" del pasado de "querer enfrentarnos entre uniformados y civiles" e "incorporar a esas Fuerzas Armadas a este proyecto de desarrollo nacional, de integración Latinoamericana, de crecimiento económico, porque somos todos argentinos y así lo siento", señaló la presidenta, quien subrayó que "hay cosas que hay que dejar de lado en la campaña electoral".