26 de diciembre de 2012

Argentina.- El Gobierno pide que Irán entregue a los acusados del atentado de AMIA tras reunirse con familiares

BUENOS AIRES, 26 Dic. (EUROPA PRESS) -

El ministro de Asuntos Exteriores argentino, Héctor Timerman, ha instado este miércoles a Irán a entregar a los ocho acusados del atentado de la Asociación Mutual Israelí Argentina (AMIA) de 1994 tras reunirse con familiares del ataque en plenas negociaciones entre Buenos Aires y Teherán para dirimir las disputas que aún se mantienen sobre el caso.

Argentina e Irán mantienen malas relaciones desde el atentado contra la AMIA, ocurrido el 18 de julio de 1994 y que se saldó con 85 muertos y 300 heridos. Los atentados contra la AMIA sigue siendo un capítulo doloroso de la historia reciente argentina. El Gobierno sigue pidiendo explicaciones a Teherán por su implicación en el ataque al centro judío.

En septiembre, Timerman anunció que mantendría encuentros bilaterales con representantes del Gobierno iraní para que este ataque no afectase más a las relaciones, aunque este anuncio fue recibido con críticas por parte del Ejecutivo israelí.

Sin embargo, el ministro de Exteriores argentino sigue sin precisar el objetivo claro de estos encuentros y este miércoles ha descartado que existe un trasfondo económico en estas reuniones tras explicar a los familiares de las víctimas cómo avanza este proceso. "No piensen que vamos a hacer negociados. El único negocio es que (Irán) entregue a los 8 acusados", ha destacado.

"El Gobierno y los familiares estamos en el mismo camino que es el de encontrar los responsables y buscar la condena de la justicia argentina contra los responsables del atentado", ha destacado, según la agencia oficial Télam.

Según el diario 'Clarín', los familiares han saludado el gesto de Timerman al reunirse con ellos, aunque han desconfiado de la posibilidad de que Teherán quiera asumir la culpa o colaborar en el caso ya que hasta ahora el Gobierno iraní ha negado cualquier implicación de sus ocho funcionarios en el caso.

Timerman ha señalado que cualquier acuerdo entre Buenos Aires y Teherán deberá contar con la supervisión de la justicia argentina y que deberá obtener el beneplácito del Congreso del país y de los familiares de las víctimas del atentado.