3 de agosto de 2007

Argentina.- La indefinición sobre el apoyo de Macri genera un debate en la oposición

BUENOS AIRES, 3 Ago. (Del corresponsal de EUROPA PRESS Rafael Saralegui) -

Después de haber descartado esta semana que vaya a postularse para la presidencia en las elecciones de octubre, la indefinición sobre a quien apoyará el empresario Mauricio Macri generó un debate entre los candidatos de la oposición.

Tras lograr el 60 por ciento de las votos en la elección de jefe de gobierno de la ciudad de Buenos Aires el pasado 24 de junio, la figura de Macri, líder del PRO y presidente del Club Boca Juniors, creció hasta convertirse en el principal referente opositor.

Macri descartó el martes que fuera a presentarse como candidato en octubre, pese a lo bien que los ubican las encuestas, pero aún no decidió a quien apoyará, pese a que mantenía una alianza con el ex ministro de Defensa y lider de Recrear, Ricardo López Murphy.

El revuelo se generó cuando el ex ministro de Economía Roberto Lavagna dijo al diario Clarín que con Macri "el diálogo está abierto"

y agregó que hizo "un llamamiento a las fuerzas sociales y políticas que quieran trabajar en torno a un proyecto y una visión de país".

Cuando se le preguntó si podría haber un acuerdo con Macri, Lavagna respondió que "si las circunstancias se dan... No he tenido ninguna reunión con Macri. Si me pregunta si la podría tener le digo que sí, yo dialogo con todo el mundo".

Esa eventual alianza fue descartada hoy por el vice de PRO, Horacio Rodríguez Larreta, uno de los dirigentes más allegados a Macri, al señalar que" no hay diálogo abierto" con Lavagna, ex ministro de Economía del presidente Néstor Kirchner.

López Murphy a su vez consideró que Macri cometería "un error muy grande" si decidiera apoyar a Lavagna, quien antes de ser ministro de Kirchner ocupó el mismo cargo con el presidente provisional Eduardo Duhalde.

López Murphy consideró que "sería un error muy grande. No creo que Macri haga eso, pero uno sabe lo que le conviene", al considerar que apoyaría a una alianza 'duhaldista-alfonsinista', por el ex presidente Raúl Alfonsín, impulsor de la candidatura de Lavagna.