2 de diciembre de 2007

Argentina.- Kirchner dejará la presidencia con el mayor índice de popularidad desde la restauración de la democracia

BUENOS AIRES, 2 Dic. (EP/AP) -

Cuando Néstor Kirchner transfiera la Presidencia el 10 de diciembre a la mandataria electa, su esposa Cristina Fernández, abandonará de la Casa de Gobierno con el más alto nivel de aceptación de un jefe de Estado argentino desde la restauración democrática en 1983, según dos encuestas publicadas hoy.

Según la consultora Poliarquía, en un informe publicado por el matutino 'La Nación', la popularidad del Presidente ronda actualmente en el 50% de los consultados por esa empresa en todo el país.

Otra empresa consultora, OPSM/Zuleta Puceiro, reveló en el diario Página 12 que un 43,2% estimó la gestión de Kirchner como "muy buena o buena", un 38,6% la consideró "regular" y solamente el 17,7% la calificó de "mala o muy mala".

OPSM/Zuleta Puceiro informa que los aspectos de la gestión de Kirchner que obtuvieron mayor respaldo fueron sus programas de recuperación del empleo con 84% de aceptación, los sociales con 77%, los educativos con 72,6%, la política exterior con 59,9% y los programas económicos 58,6%.

El columnista político Joaquín Morales Solá, del opositor "La Nación", escribió el domingo que después de las crisis políticas y económicas que obligaron a dos presidentes --Raúl Alfonsín en 1989 y Fernando de la Rúa, en 2001-- a renunciar antes de finalizar sus mandatos, Kirchner "reconstruyó con éxito la autoridad presidencial".

"En la agonía de su Gobierno, (Kirchner) puede darse un gusto inédito en 24 años de democracia: es el primer presidente que terminará su mandato constitucional arropado por la simpatía de por lo menos la mitad de los argentinos", agregó el columnista.

Kirchner llegó a la Presidencia en 2003 con apenas el 22% de los votos, debido a que su principal contendiente, el ex mandatario Carlos Menem, que lo había superado en la votación, renunció a enfrentarlo en segundo vuelta ante la evidencia de que sería derrotado.

En las recientes elecciones presidenciales del 28 de octubre su esposa Cristina, candidata del gobiernista Frente para la Victoria, triunfó con el 45% de los sufragios, tras una campaña electoral que se basó fundamentalmente en los logros de la administración de su esposo.

La mandataria electa sacó una diferencia de 22 puntos sobre su mas cercana rival, la mayor obtenida en un comicio presidencial desde 1983.