9 de diciembre de 2007

Argentina.- Kirchner entrega mañana el poder a su esposa, Cristina Fernández

BUENOS AIRES, 9 Dic. (Del corresponsal de EUROPA PRESS, Rafael Saralegui) -

El matrimonio integrado por el actual presidente argentino, Néstor Kirchner, y su esposa, la ex senadora Cristina Fernández, protagonizará mañana un hecho único en la historia política argentina: un marido le entregará el poder a su esposa para dirigir a la Argentina durante los próximos cuatro años.

Fernández, de 54 años, se convertirá en la primera mujer que llega a la presidencia argentina por medio de los votos, pero fue en 1974 Isabel Perón la primera que ocupó la Casa Rosada tras la muerte de su marido, Juan Domingo Perón, fundador del Partido Justicialista, el mismo al que pertenece el matrimonio Kirchner.

Kirchner entregará a su esposa un país en muchas mejores condiciones que el que recibió el 25 de mayo de 2003: la tasa de parados es menor a un 9 por ciento y la economía crece a un ritmo del 8,5 por ciento anual, aunque permanece latente la amenaza de la inflación.

Fernández tiene asignaturas pendientes como la deuda de 6.500 millones de dólares con el llamado Club de París, integrado por la economías más poderosas, una condición necesaria para seguir recibiendo inversiones que permitan sostener el crecimiento. El Club de París establece en sus condiciones para llegar a un acuerdo que Argentina debe tener un acuerdo vigente con el Fondo Monetario Internacional (FMI), algo que Kirchner no estuvo dispuesto a hacer después de haber pagado la deuda con el organismo, hace dos años.

El nuevo director gerente del FMI, Dominique Strauss Kahn, se encuentra también en Buenos Aires para asistir mañana a la ceremonia de traspaso de mando y está previsto que el martes 11 mantenga una reunión con la presidenta.

En ese encuentro podrían sentarse las bases de un acuerdo que permita a Argentina afrontar las negociaciones con el Club de París, un reclamo insistente de países europeos como Francia y Alemania, a los que la nueva presidenta ha escuchado, preocupada por mejorar las relaciones internacionales de Argentina.

La política exterior será una de las prioridades de Fernández y antes de asumir, esta noche, recibirá a las delegaciones extranjeras que asistirán a la ceremonia de mañana en una cena en el Palacio San Martín, sede de la Cancillería argentina.

Está previsto que asistan a la comida el Príncipe Felipe, el primer ministro de Francia, François Fillon, y la mayoría de los mandatarios de América Latina que comprometieron su asistencia al inédito traspaso de mando del presidente Kirchner a su esposa.