15 de junio de 2007

Argentina.- Kirchner lanza un plan de desarme y canje de armas voluntario

Diversos estudios calculan que hay aproximadamente un millón de armas entre la población civil

BUENOS AIRES, 15 Jun. (Del corresponsal de EUROPA PRESS Rafael Saralegui) -

El presidente de Argentina, Néstor Kirchner, puso hoy en marcha el Plan Nacional de Desarme que busca que las personas que tienen armas ilegales en su poder las entreguen al Gobierno para ser destruidas. por lo cual recibirán a cambio una pequeña suma de dinero.

Kitchner lanzó esta mañana el plan durante un acto en la Casa Rosada, sede del Ejecutivo, acompañado por el vicepresidente Daniel Scioli, el ministro del Interior, Aníbal Fernández, y el gobernador de Mendoza, el radical Julio Cobos, además de representantes de organismos de Derechos Humanos y de víctimas de la violencia.

Fernández explicó que antes de que se lanzara formalmente el plan, ya se habían presentado 4.000 personas para entregar voluntariamente su arma y anticipó que una vez concluido el programa, quien tenga ilegalmente un arma de fuego "irá a la cárcel".

El plan prevé la entrega voluntaria y anónima de armas de fuego y municiones a cambio de un incentivo que va desde 100 a 450 pesos (hasta poco más de 100 euros), según el tipo de arma en puestos de recepción fijos y móviles distribuidos en todo el país.

Las armas entregadas serán destruidas en un lapso de 60 días. Las personas que entreguen las armas no deberán dar explicaciones sobre su origen, ni porque tenían en su poder un arma ilegal.

Diversos estudios calculan que hay aproximadamente un millón de armas entre la población civil, muchísimas de las cuales no se encuentran declaradas. La iniciativa del gobierno, es una respuesta a un proyecto de la Red de Desarme, integrada por varias organizaciones civiles que promueven "el desarme civil".

Una de las explicaciones es que anulamente se producen miles de muertes como consecuencia de accidentes producidos por el mal uso de las armas, sobre todo en hogares.