11 de febrero de 2006

Argentina/Uruguay.- El Tribunal Supremo argentino tendrá que decidir sobre la denuncia sobre las plantas de celulosa

BUENOS AIRES, 11 Feb. (EP/AP) -

El Tribunal Supremo argentino deberá fallar en la demanda por contaminación presentada por la provincia de Entre Ríos contra los directivos de dos plantas de celulosa que se están construyendo en Uruguay sobre la frontera, después de que el juez de la causa se declarara incompetente.

Así lo confirmó hoy el abogado Juan Carlos Vega, representante legal de la provincia, quien explicó que el juez federal Guillermo Quadrini de la ciudad de Concepción del Uruguay "nos acepta en calidad de querellantes pero se declara incompetente constitucionalmente porque considera que el caso es competencia de la Corte (Suprema) por afectar un Estado extranjero".

En enero, el gobernador de Entre Ríos Jorge Busti y su segundo, Pedro Guastavino, presentaron ante Quadrini una denuncia por "contaminación en grado de tentativa" contra los ejecutivos de la empresa española Ence y la finlandesa Botnia por la instalación sobre el margen de un río fronterizo de dos plantas procesadoras de pasta celulosa.

Las plantas se están construyendo en la ciudad uruguaya de Fray Bentos sobre el margen del Río Uruguay frente a la ciudad argentina de Gualeguaychú, en Entre Ríos. Argentina rechaza la construcción de las plantas de celulosa alegando que causarán graves daños ambientales.

Pero Uruguay se ha negado a hacer lugar a la reclamación argentina e insiste en permitir la instalación de las plantas que le representarán una inversión de 1.800 millones de dólares, una suma nada despreciable para su pequeña economía, ya que representa más del 10% de su producto interno bruto.

Esto ha generado graves roces diplomáticos y desatado las protestas de grupos ambientalistas y vecinos de Entre Ríos que en forma continua bloquean los puentes que unen esa provincia con Uruguay impidiendo toda circulación terrestre de vehículos.