30 de marzo de 2016

Un arzobispo peruano dice que votar por dos de los candidatos presidenciales es "pecado"

Un arzobispo peruano dice que votar por dos de los candidatos presidenciales es "pecado"
PILAR OLIVARES / REUTERS

LIMA, 30 Mar. (Reuters/EP) -

Un arzobispo peruano ha dicho a los fieles de una misa que sería "un pecado" votar a favor de dos candidatos presidenciales de izquierda por sus posiciones acerca de los polémicos temas del aborto y los derechos de los homosexuales.

El comentario de Javier del Río, arzobispo de Arequipa, la segunda ciudad más grande del país, con más de un millón de católicos, se produce a dos semanas de las elecciones y hace alusión a los candidatos Verónika Mendoza y Alfredo Barnechea.

Ambos rivales, ahora empatados técnicamente en el tercer lugar en los sondeos de opinión, consideran que el aborto debe ser legal en el caso de violación y apoyan la unión civil homosexual que darían a dos personas del mismo sexo los beneficios legales del matrimonio.

"Alfredo Barnechea y Verónika Mendoza han dicho abiertamente que están a favor del aborto y el matrimonio gay. Un católico no puede votar por aquellos candidatos. ¡Es un pecado!", dijo Del Río durante la misa de Pascua el domingo.

No queda claro por qué Del Río no mencionó al exministro de Economía Pedro Pablo Kuczynski, que ocupa el segundo lugar en las intenciones de voto, quien también apoya la unión civil.

La favorita para ganar las elecciones del 10 de abril, Keiko Fujimori, apoya un marco legal que dé a las parejas homosexuales más derechos pero está en contra de que adopten niños.

Fujimori y Kuczynski, que definirían la presidencia en un 'balotaje' (segunda vuelta) el 5 de junio, según encuestas recientes, han manifestado su oposición al aborto a menos de que la vida de la madre corra peligro.

El candidato Barnechea ha pedido al Arzobispo que no use a la Iglesia para hacer política, en un país donde los católicos suman en torno al 75 por ciento de su población.

"Voy a rezar al Señor de Luren (patrón de la ciudad de Ica), que es la devoción con la que yo nací, con la que fui criado, para que ilumine al arzobispo y que no use el púlpito de la Catedral para hacer política", ha sentenciado Barnechea.