28 de agosto de 2009

Bill Richardson no prevé cargos en su contra por corrupción

SANTA FE, EEUU (Reuters/EP) - Allegados al gobernador de Nuevo Mexico, Bill Richardson, dijeron el jueves que no espera que fiscales federales presenten cargos en una investigación legal que lo llevó a retirar su nominación a un puesto en el gabinete del presidente Barack Obama.

"Aunque la oficina del fiscal federal no ha notificado al gobernador Richardson acerca del final de la investigación, parece que no se tomará una acción como resultado de las pesquisas que han durado un año", dijo en una declaración Gilbert Gallegos, vicejefe de gabinete de Richardson.

Richardson, que llegó a postularse en la primaria presidencial del Partido Demócrata, negó haber cometido algún ilícito relacionado con la investigación a una compañía financiera con base en California que hizo negocios con el gobierno del estado de Nuevo Mexico.

En enero, Richardson retiró su nominación a la Secretaría de Comercio ante la investigación legal.

Richardson se encuentra actualmente en una misión comercial en Cuba. El comunicado de su despacho de da a conocer luego de reportes de prensa divulgados el jueves, que citaban una fuente no identificada que sostenía que el Departamento de Justicia había decidido no presentar cargos en el caso.

La oficina del fiscal federal en Albuquerque, Nuevo Mexico, declinó hacer comentarios.

Un gran jurado federal en Albuquerque investigó si CDR Financial Products ganó de manera fraudulenta más de 1,4 millones de dólares en trabajos para el estado de Nuevo Mexico, poco después de hacer contribuciones a comités de acción política ligados a Richardson.