26 de agosto de 2008

Bolivia.- Los campesinos bolivianos bloquean el suministro de agua a Sucre

SUCRE, 26 Ago. (EUROPA PRESS) -

La Federación Única de Trabajadores y Pueblos Originarios de Chuquisaca (FUTPOCH), un grupo de presión campesina de Bolivia, anunció ayer el corte del suministro de agua a la ciudad de Sucre para radicalizar las medidas de presión en demanda de la designación de autoridades provinciales electas, informó la Agencia Boliviana de Información.

La medida comenzó a provocar la subida de precios de productos de primera necesidad. Ante la negativa de la primera autoridad del departamento de Chuquisaca, Savina Cuellar, para atender las demandas de los campesinos, a seis días del inicio del cerco a la ciudad, el mismo amenazó con la toma del conducto que distribuye agua potable a la ciudad de Sucre. Se informó asimismo de que esta medida contará con el apoyo de los campesinos del norte de Potosí.

"Prefiere reunirse (Savina Cuellar) con el Conalde, entonces no existe voluntad de la prefecta, no quiere solucionar el problema, entonces se va encontrar con un bloqueo aún más contundente con la toma del distribuidor de agua. Además vamos a radicalizar el cerco", indicó Esteban Urquizo, dirigente de la FUTPOCH. También aseguró que los campesinos no han roto el diálogo pero que la prefecta no dio respuestas concretas, por lo que se mantendrá el bloqueo que ya está masificado.

En ese sentido, Urquizo comentó que al no existir voluntad de diálogo por parte de las autoridades chuquisaqueñas, el sector indígena no será el responsable de lo que pueda acontecer en los próximos días. "Nosotros ya tenemos masificado los piquetes de bloqueo, tenemos toda la voluntad de dialogar para ver como podemos llegar a acuerdos para por lo menos solucionar uno o dos puntos concretos, pero no nos hacemos responsables de lo que suceda si es que no hay respuesta de la prefecta", apuntó.

Por su parte, el secretario ejecutivo de la Confederación Única de Trabajadores Campesinos de Bolivia (CSUTCB), Isaac Ávalos, lamentó que el diálogo entre el sector campesino y la prefecta no tuviera resultados positivos, pero lo único que esperan es que pueda reunirse y convocar un diálogo para solucionar el tema. "Es un problema sencillo que en dos o tres palabra se puede resolver, inmediatamente los compañeros estarían retornando a sus pueblo, pero lamentablemente por el capricho de la Prefecta se está bloqueando.