16 de noviembre de 2006

Bolivia.- Evo Morales descarta un acuerdo con los latifundistas y advierte de que los cambios se aplicarán por la fuerza

LA PAZ, 16 Nov. (EP/AP) -

El presidente de Bolivia, Evo Morales dijo hoy que no hay acuerdo posible con los terratenientes para las reformas a la ley de tierras y advirtió de que los cambios se aplicarán "por la fuerza" del pueblo.

Morales dijo hoy en rueda de prensa que los "movimientos sociales" aliados a su partido Movimiento al Socialismo (MAS) presionarán para que el Congreso apruebe la nueva ley que, según la oposición y los mayores productores agropecuarios del país, dará al Gobierno discrecionalidad para expropiar tierras y distribuirlas con fines políticos.

"No habrá consensos con los terratenientes, con los latifundistas, o cree usted que va a haber consenso con los latifundistas. Yo solo creo en la fuerza del pueblo, porque la fuerza del pueblo es la fuerza motriz que hace historia en nuestro país", respondió Morales ante una pregunta sobre la tensión en el este de Bolivia por dichas modificaciones.

"Si algunos parlamentarios, como antes de 2003 no querían modificar la ley de hidrocarburos, ahora no quieren modificar la ley INRA (de tierras), el pueblo se levantará para modificar, hacer modificar a la fuerza esas normas, que no beneficien a las mayorías del pueblo boliviano", sostuvo el mandatario.

En respuesta, el dirigente y senador de la principal agrupación opositora, Podemos, Wálter Guiteras dijo que esa organización no aceptará presiones del gobierno, incluso mediante marchas de indígenas hacia La Paz.

"Aquí hay tres poderes legalmente constituidos y ninguna instrucción, ni el financiamiento, ni el auspicio, ni el fomento de marchas indígenas van a ser mecanismos de presión en términos de las decisiones de la Cámara de Senadores", dijo.

La mayoría del MAS aprobó ayer las modificaciones en la Cámara de Diputados, pero en el Senado la oposición tiene más votos y ha señalado que no las aprobará. "Este es un poder independiente que exige el respeto a las normas establecidas en la constitución y sus reglamentos", dijo Guiteras.

"Que el presidente no nos amenace con los movimientos sociales, porque si... esa va a ser su opción, a mi me importa un comino lo que pueda hacer con el Poder Legislativo, si quiere que lo cierre, si va a ser bajo amenaza... nos vamos a nuestras regiones", agregó el senador.

Morales se refirió con su advertencia a las protestas de 2005, cuando sectores populares, algunos vinculados al MAS, iniciaron bloqueos carreteros y paros, e incluso intentaron tomar las sedes del Ejecutivo y Legislativo para obligar a esos poderes a que aprueben la ley de hidrocarburos del ahora partido de Gobierno.