10 de marzo de 2006

Bolivia.- La Fiscalía garantiza a los directivos de Repsol YPF en Bolivia que no serán "ni detenidos ni llevados presos"

MADRID, 10 Mar. (EUROPA PRESS) -

La Justicia boliviana garantizó que Julio Gavito y Pedro Sánchez, los directivos de Repsol YPF en Bolivia sobre los que pesa una orden de "allanamiento y aprehensión" después de que ayer no se presentaran a declarar ante la Fiscalía de Santa Cruz, no serán "ni detenidos ni llevados presos" si deciden presentarse ante las autoridades.

"Creemos que están en Bolivia", indicó a Europa Press el portavoz de la Fiscalía de Santa Cruz, Henry Figueroa, quien insistió en que los directivos contarán "con todas las seguridades" si deciden presentarse ante la Justicia, ya que son buscados tan sólo para realizar una declaración informativa respecto al supuesto delito de contrabando del que acusa a su empresa la Aduana Nacional de Bolivia (ANB).

Al margen de las hipótesis manejadas por la Fiscalía de Santa Cruz a cerca del paradero de ambos directivos de la empresa hispano-argentina, desde diversos medios de comunicación de la región se especula hoy sobre la posibilidad de que Gavito y Sánchez se encuentren en estos momentos en territorio argentino.

Figueroa explicó que el juez del caso, Zenón Rodríguez, suspendió el miércoles las investigaciones sobre el supuesto delito cometido por Andina, la filial de Repsol YPF en Bolivia, tras admitir un recurso interpuesto por la defensa de la empresa, que aducía que en la etapa preliminar de unas investigaciones --antes de que se realicen las imputaciones formales-- no procede solicitar declaración a los implicados en un caso.

Sin embargo, según Figueroa, el magistrado "se dio cuenta" ese mismo miércoles de que había cometido un error suspendiendo la investigación, ya que el caso "ya no estaba en la fase preliminar sino en la preparatoria", etapa en la que no se pueden parar ya las pesquisas, según las leyes bolivianas.

Por este motivo, Rodríguez reabrió la investigación "a primera hora de ayer jueves y citó de nuevo a declarar, ese mismo día a las 09.30 horas de la mañana", a Gavito y Sánchez. Sin embargo, en vez de presentarse a realizar su declaración, la defensa de los directivos presentó un recurso para que el juez Rodríguez dejara de hacerse cargo del caso. El recurso no fue aceptado "porque se presentó dentro del horario en el que los directivos debían ya estar realizando su declaración", explicó Figueroa.

La Aduana Nacional de Bolivia presentó hace tres semanas una demanda contra Andina por un supuesto delito de contrabando de petroleo cometido entre junio de 2004 y julio de 2005, valorado en 7,7 millones de euros, acusación rechazada por la multinacional. La demanda pasó a ser investigada por .

Una semana después la Fiscalía de Santa Cruz, que pasó a hacerse cargo de la investigación del caso, convocó a declarar a los ejecutivos de Repsol el 24 de febrero, pero al no presentarse a declarar por haber salido de viaje, la Fiscalía emitió órdenes de captura contra ambos, que luego fueron revocadas por motivos no del todo aclarados y después de que el Gobierno español le comunicara al boliviano su preocupación por el caso.