7 de diciembre de 2009

Bolivia/Perú.- Morales llama "niño mimado de Estados Unidos" a Álan García y asegura que sus diferencias son políticas

LA PAZ, 7 Dic. (EUROPA PRESS) -

El presidente de Bolivia, Evo Morales, se refirió este lunes al mandatario peruano, Álan García, como "niño mimado de Estados Unidos", al tiempo que aclaró que entre ellos solo existen diferencias políticas que les impiden llegar a acuerdos y mantener una relación bilateral relajada.

El mandatario boliviano aclaró que no tiene problemas con su homólogo peruano sino diferencias políticas que dificultan los acuerdos y determinan la relación tensa que ambos países han mantenido en los últimos tiempos.

"No es un problema con Álan García, nuestras diferencias son políticas, políticas sociales y económicas", señaló al revelar que cuando se encuentra con el peruano, en algún evento internacional se saludan con bromas.

Morales insistió en que sus problemas son fundamentalmente de tipo económico. "Cuando hay políticas de libre comercio no nos ponemos de acuerdo", dijo al argumentar que el libre comercio no es ninguna solución para su país, aunque "tal vez lo sea para Perú".

En este sentido, el líder indígena invitó a los periodistas a comparar los datos de exportación e importación de cualquier producto de Bolivia, Colombia y Perú hacia Estados Unidos, según informó la Agencia Boliviana de Noticias (ABI).

"Nosotros hemos bajado como el 8%, sin preferencias arancelarias y sin Tratado de Libre Comercio (TLC), Colombia bajó 18%, son datos del departamento de Estado de Estados Unidos. Colombia tiene TLC, tiene preferencias arancelarias, Perú peor todavía bajaron sus exportaciones en 25%, también con preferencias arancelarias y TLC, además de que es el niño mimado de los 'gringos' el presidente Álan García", subrayó.

El boliviano aseguró que ese déficit en las exportaciones en su país ha sido superado con el "comercio de complementariedad establecido con Venezuela" y ratificó su posición de que el capitalismo es un modelo que afecta a los países y a sus pueblos.

En este contexto, Morales puntualizó que lo que está en debate son "los modelos económicos que queremos implementar" y subrayó que mientras exista esta polémica siempre habrá diferencias entre presidentes.