12 de mayo de 2006

Brasil/Bolivia.- Petrobrás declara su indignación ante las declaraciones de Morales que la acusan de "traición"

RIO DE JANEIRO, 12 May. (EP/AP) -

La empresa estatal brasileña Petrobras se declaró el jueves indignada por las declaraciones del presidente boliviano Evo Morales, quien sugirió en Viena que el conglomerado petrolero había violado las normas legales de su país y había traicionado al pueblo boliviano.

"Petrobras manifiesta su indignación frente a las acusaciones de que la compañía pueda haber operado, en cualquier momento, deliberadamente al margen de la ley, sea en Bolivia o donde quiera que actúe", declaró en un comunicado difundido por la noche.

La declaración de la empresa agregó combustible a la disputa boliviano-brasileña que prendió fuego a partir de la nacionalización de los yacimientos gasíferos por parte del gobierno de Morales.

En una conferencia de prensa en Viena, donde se encuentra junto con otros jefes de estado para la asistir a la Cumbre Unión Europea-América Latina, Morales declaró inválidos decenas de contratos petroleros negociados secretamente con empresas extranjeras que operan en Bolivia.

"Los más de 70 contratos que tenemos hasta ahora... todos son inconstitucionales. Fueron negociados secretamente. El pueblo boliviano no supo nada", dijo, para agregar que algunas firmas no respetaban las leyes bolivianas y habían traicionado a su país.

Citó a Petrobras, el inversionista principal de Bolivia. "Yo respeto a los bancos brasileños, a los bancos españoles y a los productores de soya si ellos respetan nuestras leyes", dijo Morales. "Pero algunas empresas brasileñas operan ilegalmente en nuestro territorio", agregó.