29 de abril de 2008

Brasil/España.- Lula recibe hoy a Moratinos, en la primera visita española de alto nivel tras la crisis diplomática

El ministro busca "visualizar" que el incidente está superado y pretende dar un impulso al comercio e inversiones españolas en Brasil

BRASILIA, 29 Abr. (de la enviada especial de EUROPA PRESS, Beatriz Fernández) -

El presidente de Brasil, Luis Inázio 'Lula' da Silva, recibirá hoy al ministro español de Asuntos Exteriores y de Cooperación, Miguel Angel Moratinos, en la primera visita española de alto nivel al país desde la crisis provocada por el aumento de los rechazos de brasileños en el aeropuerto de Barajas, confirmaron fuentes diplomáticas españolas.

Brasilia es la última escala de la gira americana que el ministro inició el jueves en Haití y que le ha llevado también a Perú y Argentina. Con la visita a Brasil, Moratinos busca "visualizar" de algún modo que ambos países han superado ya este episodio, que los dos Ejecutivos dieron por cerrado tras la reunión celebrada a primeros de abril en Madrid, en la que pactaron una serie de medidas para mejorar la aplicación de la normativa Schengen y evitar que se rechace a viajeros que no tienen intención de permanecer ilegalmente en el otro país, según las mismas fuentes.

El encuentro con Lula tendrá lugar en algún momento del día, pero las fuentes no pudieron precisar exactamente cuándo. Según la agenda prevista, Moratinos arrancará la jornada entrevistándose con el presidente de la Comisión de Relaciones Exteriores y Defensa Nacional del Senado, Heráclito Fortes, y algunos de sus miembros. Además, aprovechará para hacer una breve parada en el plenario de la Cámara para saludar a los diputados.

Después almorzará con directivos de las principales empresas españolas con presencia en Brasil en la residencia de la Embajada española y posteriormente se reunirá con su colega brasileño, Celso Amorim, en el Palacio Itamaraty, con quien ofrecerá a continuación una rueda de prensa.

OPORTUNIDADES PARA LAS EMPRESAS.

El programa puesto en marcha por Lula da Silva para acelerar el crecimiento económico del país con una inyección de 235.000 millones de dólares en inversiones en infraestructuras, principalmente, de aquí a 2010, ha abierto oportunidades de negocio a empresas españolas. Recientemente se adjudicó a OHL la construcción de seis tramos de autopistas, mientras que CASA ha cerrado la venta a Brasil de aviones de transporte militar CN295 y modernizará aeronaves de reconocimiento P-3 Orion.

Las empresas españolas, según sostienen las fuentes diplomáticas, están satisfechas con las condiciones para invertir en Brasil, que es el segundo receptor de inversión extranjera directa y el segundo destino de la inversión española, por detrás de Argentina.

El Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero quiere no obstante mejorar el equilibrio de la balanza comercial, desfavorable para España. En 2007, las exportaciones de España a Brasil sólo superaron los 1.000 millones de euros, mientras que importó de Brasil productos por valor de 3.000 millones de euros. Brasil, por su parte, ha pedido a España facilidades para que sus empresas entren en el país.

Moratinos también abordará en sus reuniones con las autoridades brasileñas la próxima Cumbre UE América Latina y Caribe, el próximo 16 de mayo en Lima, en la que España y Brasil firmarán un acuerdo con Bolivia para poner en marcha en este último país programas para extender entre la población el acceso al agua potable.