4 de febrero de 2009

Brasil.- La Policía brasileña activa un importante despliegue en los suburbios de Sao Paulo para erradicar la violencia

SAO PAULO, 4 Feb. (EUROPA PRESS) -

La Policía brasileña activó hoy un gran despliegue de 230 agentes que patrullará la ciudad de Sao Paulo después de la gran ola de violencia desatada anoche tras la muerte de un ciudadano en manos de un agente.

La operación, considerada como una de las más grandes de los últimos años, se puso en marcha ayer por los policías que patrullarán las zonas más conflictivas en decenas de vehículos blindados y dos helicópteros, según informaciones de la cadena BBC recogidas por Europa Press.

El suburbio de Paraisopolis fue en donde se registró el enfrentamiento entre una multitud de jóvenes y las fuerzas de seguridad del país. Los manifestantes quemaron coches y bloquearon las calles de los suburbios, donde residen unas 80.000 personas y está próximo a uno de los vecindarios más opulentos de la ciudad. Por su parte, la televisión estatal mostró imágenes de los manifestantes que iban armados y saquearon varios coches y tiendas.

Como consecuencia de los enfrentamientos, al menos tres policías resultaron heridos y varias personas fueron detenidas. A pesar de ello la situación se ha tranquilizado en las últimas horas, aunque al parecer los agentes que patrullarán la zona se quedarán de momento indefinidamente.

"Está todo bajo control en el sentido de que las cuestiones más urgentes ya se han resuelto", declaró el secretario de Seguridad Pública de Sao Paulo, Ronaldo Mazargao.

Mientras tanto, el presidente brasileño, Luiz Inacio Lula da Silva, anunció un plan para construir 500.000 casas de bajo coste, durante su visita a una barriada de favelas de Rio de Janeiro. Según el mandatario brasileño, el plan ayudará a la creación de empleos.