16 de agosto de 2016

Los campesinos de Paraguay exigen la renuncia del presidente Horacio Cartes

Los campesinos de Paraguay exigen la renuncia del presidente Horacio Cartes
TWITTER/OSVALDO ZAYAS

ASUNCIÓN, 16 Ago. (Notimérica) -

Varios grupos de campesinos de distintas zonas de Paraguay y miembros de organizaciones políticas y sociales realizaron este lunes en Asunción una multitudinaria manifestación para exigir la renuncia del presidente, Horacio Cortes.

Los protestantes se congregaron ante el Palacio de la Justicia y marcharon hasta la sede del Congreso Nacional exigiendo la libertad de los labriegos condenados por los sucesos de Curuguaty, donde once de ellos y seis agentes murieron durante una represión policial en 2012.

Sin embargo, el reclamo principal de la movilización fue la exigencia de la dimisión de Cartes, a quien acusan de "abandono, injusticia, falta de salud, precariedad en educación, falta de trabajo y tierra", tal y como recoge la cadena 'Telesur'.

La dirigente de la Federación Nacional Campesina, Teodolina Villalba, expresó que el mandatario es responsable de una serie de irregularidades y de una mala administración del país.

Para el coordinador del Congreso Democrático del Pueblo, Elmo Rodríguez, Cartes está reprobado como presidente de la República, pues "el país sigue en la miseria y en la falta de empleo".

MASACRE DE CURUGUATY

El 15 de junio de 2012 se produjo en la ciudad paraguaya de Curuguaty la que se conoce como la 'Masacre de Curuguaty', donde fueron asesinados once campesinos y seis policías en un enfrentamiento.

'La Masacre de Curugaty' se produjo cuando un grupo policial paraguayo desalojó a un colectivo de campesinos que ocupaban una finca de producción agrícola, llamada Campos Morombu, a solicitud del ministerio del Interior.

El proceso judicial, que concluyó finalmente el pasado mes de julio, hizo referencia a las muertes de los seis policías mientras que el expediente por los once campesinos asesinados no ha avanzado y no ha hecho que ninguno de los oficiales fuese imputado por participar en los hechos.

Sin embargo, varios campesinos fueron condenados, como Rubén Villaba, cuya pena asciende a treinta años de cárcel mas cinco años de medidas de seguridad, Luis Olmedo, con 20 años de privación de libertad, y Arnarldo Quintana y Néstor Castro Benítez, condenados ambos a 18 años. El resto de campesinos que fueron declarados culpables, un total de siete, recibieron penas de entre seis y cuatro años de cárcel.


Para leer más