15 de julio de 2006

Chile.- Bachelet realiza el cambio de ministros más rápido de los gobiernos democráticos post dictadura

SANTIAGO, 15 Jul. (de la corresponsal de EUROPA PRESS Claudia Riquelme) -

La Presidenta de Chile, Michelle Bachelet, hizo la tarde de este viernes su primer cambio de ministros cuatro meses después de haber asumido el poder, la modificación más rápida de los gobiernos democráticos que sucedieron a la dictadura de Augusto Pinochet desde marzo de 1990.

Poco antes de las 2 de la madrugada --hora peninsular española--, ocho de la tarde en Chile, la Presidenta tomó juramento a sus nuevos ministros en el Palacio de La Moneda, en una ceremonia que contó con la presencia de todo su gabinete.

En una decisión que los analistas políticos y medios locales habían anunciado con insistencia en las últimas semanas, la primera mujer chilena en llegar a La Moneda decidió pedirles la renuncia a los ministros de Interior, el democristiano Andrés Zaldívar; Economía, representada por la empresaria de centro izquierda Ingrid Antonijevic, y al también democristiano Martín Zilic, quien encabezaba la cartera de educación.

Los anuncios fueron hechos en la sede del Poder Ejecutivo por el ministro portavoz, Ricardo Lagos Weber, quien leyó un breve comunicado de prensa a los periodistas, sin aceptar preguntas.

Bachelet hizo el cambio de gabinete tras varias situaciones que restaron estabilidad a su gabinete ministerial.

Entre ellas, destacan la paralización de estudiantes secundarios, que se prolongó durante tres semanas, captó la solidaridad de todos los sectores políticos, terminó con medidas que respondieron a las demandas de los jóvenes y que se convirtió en la más grande de las movilizaciones de estudiantes desde 1972.

La crisis se vio agravada por varias descoordinaciones desde el Ministerio de Educación, donde el ahora dimitido médico Martín Zilic fue cuestionado incluso desde el oficialismo. Su sucesor, Yasna Provoste, también es de la Democracia Cristiana y es considerada una de las nuevas líderes de la coalición de centro izquierda que gobierna Chile desde el fin de la dictadura.

Asimismo, en la cartera de Economía, donde salió Ingrid Antonijevic, Bachelet nombró al abogado Alejandro Ferreiro, también un joven militante de la Democracia Cristiana, quien durante el anterior Gobierno de Ricardo Lagos fue superintendente de Valores y Seguros.

En Interior, donde el democristiano Andrés Zaldívar llegó respaldado por una gran trayectoria política y que había sido ministro y senador, la Presidenta designó al abogado Belisario Velasco, quien fue el primer funcionario nombrado por el gobierno que sucedió a la dictadura de Pinochet. Velasco, de la misma tendencia política de Zaldívar, es considerado un gran orador y es uno de los miembros de su partido que tuvo mayor relevancia en la oposición que derrotó al régimen de facto.

Este primer cambio ministerial de Bachelet se produce justo cuando su popularidad en las encuestas muestra una baja superior al 10 por ciento, la cifra más baja de los gobiernos democráticos que la antecedieron tras la dictadura.